Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista

Antoni Salas Roca: "Los municipios tienen un déficit de unos 700 agentes de Policía Local"

La formalización de una central de compras para todos los pueblos es el proyecto que se marca como estelar

Antoni Salas Roca, presidente de la FELIB, sentado ante la Casa Consistorial de Costitx.

Antoni Salas Roca (1975) es el alcalde de Costitx desde 2007. Está casado y tiene dos hijas. Desde los 18 años está en política. Con sólo 20, participó como candidato número cinco en las listas del ayuntamiento de Palma por UM, y con 21, como número tres en las generales. Hace unos días ha sido elegido como nuevo presidente de la Federació d'Entitats Locals de les Illes Balears (FELIB), fruto del consenso.

P ¿Para qué necesitan los municipios una federación?

R Pienso que, aunque no es un órgano ejecutivo, es muy importante como unión de fuerzas, no sólo ante problemas o dificultades comunes sino ante proyectos, como una gran mancomunidad.

P ¿Cómo fue elegido presidente?

R La federación funciona por representación de municipios y partidos. Así, los partidos con mayor presencia de ediles eligen a sus candidatos para formar parte de la comisión ejecutiva. En dicha comisión hay 31 representantes; es decir, casi la mitad de municipios de Balears. Los partidos proponen a sus candidatos en función de la representación y si algún independiente quiere formar parte lo expresa. En esta ocasión, se presentó una sola lista consensuada.

P ¿Qué problema tienen ahora mismo los municipios de Balears que les sea común?

R Creo que el más acuciante ahora mismo es el déficit de agentes de Policía Local que padecemos. Necesitamos unos 700 agentes más de los que tenemos en la actualidad.

P ¿Cómo se puede arreglar eso?

R Los agentes se forman en la academia y ésta depende de la conselleria de Interior. Tenemos que sentarnos con ella y llegar a un acuerdo. Quizá durante una legislatura deberíamos duplicar esfuerzos y que cada promoción de agentes se duplique en los próximos cuatro años. Lo que ocurre es que entre jubilaciones y el crecimiento poblacional no son suficientes los profesionales que se forman cada año para cubrir la demanda.

P ¿Qué otro proyecto se marca como reto?

R Formalizar la central de compras para todos los pueblos. Mi antecesor -Joan Carles Verd (Sencelles)- ya inició el camino con el contrato de suministro eléctrico. En lugar de que cada municipio haga su concurso, lo ha hecho la FELIB mediante un acuerdo marco. Ha conseguido una importante rebaja en el precio por kilovatio, algo que probablemente por libre sólo tendrían los grandes municipios.

P ¿Qué otros proyectos contemplaría?

R En estos momentos estamos enfrascados en modernizar la flota de vehículos municipales adaptándonos a un consumo más respetuoso. Muchos pueblos adquieren vehículos eléctricos. Creo que a través de la central de compras de la FELIB se puede obtener una ventaja considerable. Lo mismo en la compra de material de oficina. ¿Usted sabe lo que gastamos los Ayuntamientos en papel, tóner, etc? Adjudicando el suministro en conjunto podemos abaratar el coste considerablemente.

P ¿Qué me dice de la Ley Montoro?

R Es otro de nuestros caballos de batalla. Pienso que se ha de derogar ya. ¿Cómo puede un estado hipotecado, que no cumple la ley presupuestaria intervenir económicamente a ayuntamientos saneados? Considero que se ha de buscar otra vía como la de obligar a que se tenga una reserva presupuestaria de emergencia; pero no seguir así y que se vean casos tan absurdos como el de Alcúdia, que tiene 80 millones en el banco que no puede invertir en sus necesidades por una ley obsoleta.

Compartir el artículo

stats