30 de noviembre de 2018
30.11.2018

Más de 20.000 kilómetros para disfrutar de la 'pedra en sec' en Mallorca

La técnica tradicional ha sido declarada esta semana Patrimonio de la Humanidad por la Unesco

30.11.2018 | 13:07

Si todos los 'marges' que han sido construidos con la técnica ancestral de la 'pedra en sec' existentes en Mallorca se pusieran en línea recta, cubrirían una distancia de más de 20.000 kilómetros, por lo que no es descabellado afirmar que casi podrían dar dos vueltas enteras al planeta Tierra, cuyo diámetro es de 12.742 kilómetros. Y eso que solo estamos hablando de los 'marges' ubicados en la Serra de Tramuntana. La longitud aumentaría de forma considerable con el resto de paredes de 'pedra en sec' que limitan las propiedades en toda la 'foravila' de Mallorca, plagada de muros construidos con este sistema milenario.

Desde el pasado miércoles, la técnica de construcción de la 'pedra en sec' es patrimonio inmaterial de la Humanidad por la Unesco, que de esta forma reconoce el legado que tanto en Mallorca como en otras comunidades autónomas del Estado español y también en otros países europeos han dejado los constructores anónimos de 'marges', elementos que cumplen una función estética y totalmente inocua para el medio ambiente, además de evitar desprendimientos de tierra, inundaciones o avalanchas.

¿En qué consiste la técnica de la 'pedra en sec'?

Es una técnica de encaje de una piedra junto a otra sin ningún tipo de cemento o argamasa para unirlas. Únicamente se suele utilizar arena seca para llenar los vacíos que puedan quedar entre las piedras. La técnica obedece a una serie de normas básicas que consisten en la correcta disposición de las piedras, el máximo contacto entre las piezas y el uso de piedras de diferentes medidas, talladas previamente o no, que deben ser encajadas de forma efectiva en el lugar exacto. Obviamente, las piedras de mayor tamaño formarán la base de la estructura. Los constructores aprovechan el peso elevado de las piedras para que la propia gravedad se encargue de fijarlas sobre las otras piedras sin riesgo de derrumbe, siempre que estén bien encajadas.

Algunos de los trabajos propios de la profesión de marger son las de adobar la piedra, técnica consistente en moldear la piedra con una herramienta de percusión o corte para que quede una forma más o menos alargada que facilitará su estabilidad. El concepto paredar se refiere al trabajo de colocar las hileras de piedras que configuran el paramento de la pared para que queden bien ligadas entre sí y ofrezcan solidez al muro. Enqueixalar és la técnica de enlazar las piedras de una pared con las de otra.

Para desarrollar el trabajo, los margers utilizan numerosas herramientas para abrir o partir las piedras. Entre ellas destacan la picassa, que sirve para trocear la piedra; la manuella, una barra de acero que sirve para agujerear la piedra viva; o el tascó, pieza de hierro de sección triangular con la que se abren las piedras, entre otras que también sirven para preparar el terreno o adobar y desplazar las piezas.

¿Desde cuando se emplea en Mallorca la técnica de la 'pedra en sec'?

La técnica de la 'pedra en sec' viene empleándose en Mallorca desde la prehistoria en numerosas aplicaciones relacionadas con la necesidad de adaptar el terreno a las necesidades humanas. En la Serra de Tramuntana, los marges tienen la función de sostener la tierra en las zonas con pendiente. Un buen ejemplo de ello es el paisaje de postal que ofrece el pueblo de Banyalbufar, con sus característicos bancales, o la zona de las Rotes de Caimari, cuyos bancales tienen la categoría de Bien de Interés Cultural (BIC), al igual que el camino del Barranc de Biniaraix o los pozos de nieve del Massanella.

También se ha empleado la técnica desde siempre para ordenar el espacio mediante la construcción de paredes que delimitan propiedades o separan los cultivos. Hay una gran multitud de tipos de paret seca en función de su técnica de construcción, diferente según las características del lugar. El aprevechamiento de los recursos hídricos también ha precisado la construcción de pozos, sínies, fonts de mina o bebederos. El sistema constructivo ha sido muy utilizado en la isla para la construcción de casas de nieve, eres de batre o forns de calç y para levantar estructuras que sirven de refugio como las barracas de carbonero. El empedrado de calles o la construcción de escaleras también se ha ejecutado históricamente mediante la técnica de la 'pedra en sec'.


La Ruta de la Pedra en Sec

La Serra de Tramuntana es el lugar adecuado para contemplar y admirar los numerosos ejemplos de construcciones con la técnica de 'pedra en sec' que se han realizado en Mallorca a lo largo de los siglos. De hecho, la isla cuenta con un itinerario, todavía en fase de conclusión, bautizado con el nombre de la técnica ahora declarada como patrimonio mundial. La Ruta de la Pedra en Sec (GR-221) es un camino que atraviesa la cordillera mallorquina de extremo a extremo, a través de paisajes construidos con 'paret seca'.

La ruta se apoya principalmente en la red de antiguos caminos que han sido restaurados por el Consell de Mallorca en los últimos años y que actualmente cubren una longitud aproximada de 164 kilómetros, aunque se calcula que en un futuro podrá llegar a los 300 kilómetros tras la incorporación de nuevas conexiones desde el Pla de la isla.

Un total de 91,7 kilómetros corresponden al itinerario principal, mientras que los 72,3 kilómetros restantes forman parte de las diferentes variantes de la ruta.

A lo largo del itinerario los senderistas se encuentran con infinidad de elementos etnológicos construidos con la técnica milenaria como marges, fonts de mina, paredes, barracas o cases de neu.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Restaurantes en Part forana

Los mejores restaurantes en Mallorcaa

Descubre los mejores restaurantes en Mallorca: Calvià, Sóller, Alcúdia, Manacor... y disfruta de tu tiempo libre con la mejor gastronomía.


¡Síguenos en las redes!