10 de noviembre de 2017
10.11.2017
Alcúdia

Unos 150 trabajadores de Es Murterar se manifiestan contra el cierre de la central

La plantilla reprocha al Govern su escasa sensibilidad sobre el futuro de 500 familias amenazadas por la clausura

10.11.2017 | 22:10
Los trabajadores de Es Murterar, durante la protesta de hoy.
Entre 150 y 200 trabajadores de la central eléctrica de Es Murterar ( Alcúdia) se han concentrado hoy a partir de las 15 horas en el exterior de la infraestructura para protestar contra la solicitud de l Govern balear de cerrar la mitad de la planta antes del año 2020. Los operarios han protagonizado una protesta silenciosa tras una pancarta en la que podía leerse: "El Govern balear pone en peligro el futuro de más de 500 familias".

El comité de empresa, convocante de la protesta, considera "precipitado" el cierre de la planta planteado por el ejecutivo y ha advertido que implicará la "destrucción" de unos 500 puestos de trabajo "estables" y "de calidad". Los trabajadores asumen que la central térmica de Es Murterar "tendrá que cerrar antes de la fecha de 2050 establecida en el acuerdo de París", pero añade que "es una temeridad técnica y laboral clausurar dos de sus cuatro grupos de generación sin un plan estratégico bien meditado". El comité alerta de que en la actualidad la planta de Es Murterar "actúa de pulmón de la red eléctrica balear y garantiza un buen suministro sin cortes de electricidad".

Los sindicatos reprochan al Govern que no haya tenido en cuenta el futuro de las familias de los trabajadores afectados por el cierre de la planta y exigen una "negociación" para planificar el futuro de la planta de forma conjunta. El comité avisa que incrementará las movilizaciones si el Govern no rectifica. "Es incomprensible que un Govern de izquierdas propicie que una empresa privada con enormes beneficios pueda aplicar la nefasta reforma laboral del PP", apunta.

Reunión en Madrid

El conseller balear de Territorio, Energía y Movilidad, Marc Pons, se desplazará este lunes a Madrid para reunirse con el secretario de Estado de Energía, Daniel Navia, para conocer la respuesta del Ministerio a la propuesta del Govern sobre el cierre progresivo de la central de carbón de Es Murterar.

Pons, junto al director general de Energía y Cambio Climático, Joan Groizard, mantendrá dos reuniones con el secretario de Energía para tratar el futuro de las centrales térmicas en las Baleares y para analizar la implantación de energías renovables.

En la segunda reunión, Pons estará acompañado por representantes del sector de energías renovables de Baleares, productores con proyectos en las islas. El objetivo será ver y analizar posibilidades de líneas de ayuda para facilitar el incremento de energías renovables. Las reuniones comenzarán a partir de las 10.30 horas en la sede del Ministerio.

A la salida del encuentro de la semana pasada, Pons indicó que el Gobierno central no había dado "una respuesta definitiva" a las demandas del Govern de cerrar progresivamente la central de Es Murterar y sustituir el fuel y el gasoil de la central de Mahón por gas natural y que el Ejecutivo central tomaría esta decisión el 13 de noviembre.

"Hemos presentado propuestas muy concretas que el Gobierno de España está analizando pero no hay todavía una respuesta definitiva. Nos habían dicho que hoy tendríamos esta respuesta pero todavía hay algunas diferencias y cuestiones que el Gobierno quiere analizar", explicaba entonces el conseller balear.

Plan de transferencia energética


Tanto el cierre de los dos primeros grupos de los cuatro que tiene Es Murterar antes de 2020 -que implica un plan de recolocación de personal- como la reconversión de la central de Mahón -que actualmente es responsable del 56 por ciento de las emisiones de CO2 en Menorca- son medidas incluidas en el Plan de Transición Energética de Baleares, cuyo objetivo es la reducción de las emisiones de CO2 hasta alcanzar las emisiones cero en 2050.

Este Plan se enmarca a su vez dentro del Acuerdo de París, negociado durante la XXI Conferencia sobre Cambio Climático (COP 21) por los 195 países miembros y en vigor desde el 4 de noviembre de 2016, tras superarse el doble umbral de países que lo tenían que ratificar (al menos 55 países, responsables de como mínimo el 55 por ciento de las emisiones de gases de efecto invernadero).

Menorca es la única isla que puede llegar al 20 por ciento de renovables antes de 2020, gracias al parque de energía solar fotovoltaica Son Salomó, situado al norte de Ciutadella (Menorca). Este fue el primero en toda la isla en lo que se refiere a energía solar fotovoltaica y el segundo de energías renovables, después del parque eólico de Es Milà.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Restaurantes en Part forana

Los mejores restaurantes en Mallorcaa

Descubre los mejores restaurantes en Mallorca: Calvià, Sóller, Alcúdia, Manacor... y disfruta de tu tiempo libre con la mejor gastronomía.


¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine