El alcalde de sa Pobla, Biel Serra inauguró la remodelación del campo de fútbol de césped artificial. "Las nuevas instalaciones dejarán de ser un peligro para los usuarios, puesto que con los años presentaba desperfectos que dificultaban la práctica deportiva", comentó el alcalde en el transcurso del acto.

El proyecto ha consistido en la adecuación del firme para igualar las pendientes para el desalojo del agua; puesto que el deficiente drenaje era uno de los grandes problemas que ocasionaba desperfectos.

El césped ha sido sustituido por completo por uno de mayor consistencia y durabilidad. Cabe recordar que recordar que los paneles de hierba viejos fueron vendidos a particulares.

La Federación de Fútbol de las Illes Balears ha aportado una ayuda de 90.000 euros para las obras. A cambio la federación podrá utilizar las instalaciones, siempre y cuando avise con un tiempo prudencial y estas no se encuentren ocupadas. "Creemos que se trata de un acuerdo excelente porque supone una parte importante del dinero que el Consistorio ha gastado en la mejora de la zona", declaró el regidor de Deportes, Joan Bernat Soler.