El portavoz del grupo de consellers socialistas en la institución insular, Jaume Garau, anunció que en el próximo pleno del Consell, en noviembre, el PSIB-PSOE presentará una moción para denunciar que la operación "responde a un interés particular y no al interés general". A su entender, "restar paisaje con proyectos como éste es restar economía".

Por su parte, Tomeu Morro, del PSOE de Sencelles, lamentó que en la comisión territorial que concedió el interés general "no se permitió al Ayuntamiento presentar la documentación" que justificaría que el interés general al golf no podía darse porque "no está asegurado el mantenimiento del abastecimiento de agua potable en el municipio si finalmente se construye el equipamiento". Tanto Morro como Pepa Ramis quisieron "dejar claro" que sus municipios "no quieren el campo de golf".