El PSOE y el PSM de Pollença piden la destitución de la edil de Servicios Sociales, Margalida Reynés, una vez escuchadas las explicaciones durante una reunión convocada por el alcalde, Joan Cerdà, el pasado fin de semana, acerca de la suplantación de la firma del alcalde en un contrato.

Gabriel Cerdà, portavoz del PSM, y Margalida Melià, edil del PSOE, explican que "el alcalde justifico la contratación, ya que la trabajadora pertenecía al bolsín del personal del ayuntamiento de Pollença. Lo que no justificó el alcalde ni la concejal de Servicios Sociales es el motivo que impulsó a Sor Francisca, antigua directora de la residencia de ancianos, a firmar el contrato. La edil restó importancia al hecho de la suplantación de la firma de la primera autoridad del Ajuntamiento: el alcalde, restando importancia e ignorando la más que evidente inseguridad que, en la institución local, ello ha provocado debido a la falta de funcionamiento de los mecanismos políticos de vigilancia y control".

PSM y PSOE consideran "lamentable que el concejal de Personal, Bartomeu Cifre, no asistiera a la comisión "mostrando poca preocupación por recuperar la buena imagen de la institución".

Este asunto se remonta a una contratación de personal para la residencia que se efectuó cuando todavía era gestionada por las Hermanas de la Caridad. La directora, una religiosa, firmó el contrato en lugar del alcalde.