Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los taxistas de la CAEB abogan por más libertad para que haya más chóferes

Han solicitado la convocatoria urgente de una comisión de seguimiento del sector del taxi con el fin de conocer de primera mano la propuesta planteada por el concejal de Movilidad para la futura concesión de nuevas licencias estacionales

Los ciudadanos continúan teniendo dificultades para coger un taxi, incluso en paradas céntricas. | BERNARDO ARZAYUS Bernardo Arzayus

Mientras los ciudadanos de Palma continúan sin poder coger un taxi con relativa normalidad desde hace meses, con las paradas más céntricas vacías durante la mayor parte del día y dificultades para conseguir un servicio a través de las distintas emisoras, las patronales del sector van desgranando sus recetas para paliar la situación.

Desde la patronal de taxis asociada a la Federació Balear de Transports, perteneciente a la CAEB, su presidente, Antoni Bauzá, aboga por la adopción de medidas liberalizadoras para conseguir más chóferes y cubrir de esta forma más turnos de trabajo.

Ampliación de los turnos

Para Bauzá, es necesario ampliar las doce horas en las que pueden trabajar los taxistas de Palma en temporada baja, con el fin de no tener que despedir a los conductores contratados cuando finaliza la temporada alta.

“Las doce horas no dan para un doble turno, por lo que muchos titulares de licencias que han contratado a un conductor en temporada alta lo tienen que despedir en otoño”, afirma Bauzá, quien señala que lo anterior tiene como consecuencia que muchos conductores abandonen el sector del taxi a favor de otros trabajos con más estabilidad.

Lo anterior se ha materializado en el último año con el dato de que en anteriores temporadas había 800 licencias con dos conductores asociados y ahora solo hay 500, con la consiguiente pérdida de horas de servicio de cara al ciudadano.

Por ello, Bauzá insiste en la necesidad de que también se convoquen más pruebas para conseguir el carnet de taxista, en lugar de las dos que se realizan habitualmente cada año.

Otra de las medidas que dificulta el trabajo a los profesionales del sector, y no solo a los de Palma consiste la saturación de la autopista del aeropuerto, lo que se traduce en que ahora un taxista debe invertir el doble de tiempo para hacer un traslado desde Son Sant Joan a Palma.

Carriles VAO

Por ello, insisten en la necesidad de que el Consell habilite carriles VAO, entre Palma y el aeropuerto, en los que solo puedan circular los autobuses de transporte público y los taxis, tanto de Palma como de otras localidades de la isla, que se encuentran con el mismo problema de dificultades de acceso a Son Sant Joan.

Esta asociación ligada a la CAEB, que representa aproximadamente a un tercio del sector del taxi asociado en Palma, ha solicitado la convocatoria urgente por parte del concejal de Movilidad, Francesc Dalmau, de la mesa de seguimiento del sector del taxi, con el fin de que les expliquen la propuesta de concesión de licencias estacionales.

“No podemos pronunciarnos sobre si apoyaríamos esta medida o no, porque, al contrario de lo que ha manifestado el concejal, desconocemos cuál es la propuesta, cuántas licencias se darían y en qué condiciones, por ejemplo”.

Asimismo, si bien no ha rechazado de plano la obligación de los taxis de Palma de trabajar varios días de la semana en la ciudad y de no poder hacerlo en el puerto ni el aeropuerto, ha manifestado que, a su juicio, “apenas tiene efecto, puesto que ahora ya no podemos ir al puerto y aeropuerto nueve días al mes y no se ha conseguido el efecto esperado”.

Compartir el artículo

stats