Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Amics de la Terra y vecinos rechazan la rehabilitación de la cantera de Establiments

Han presentado alegaciones al proyecto modificado de Terral Holding, que si bien elimina el uso de explosivos inicialmente planteado para suprimir el macizo central, mantiene la extracción de 170.000 metros cúbicos de áridos durante 30 años

La cantera de Establiments fue cerrada en 2005 tras años de funcionamiento sin licencia.

La cantera de Establiments fue cerrada en 2005 tras años de funcionamiento sin licencia. Manu Mielniezuk

Amics de la Terra de Mallorca y las entidades que integran la Plataforma Ciudadana No toqueu Sa Garrigueta Rassa rechazan el plan de rehabilitación modificado de la cantera presentado por su actual propiedad Terral Holding y piden a la dirección general de Política Industrial de la conselleria de Transición Energética y Sectores Productivos del Govern que sea rechazado en su totalidad.

Ayer finalizó el plazo para la presentación de alegaciones en este nuevo período de información al público de la propuesta presentada para la rehabilitación de esta cantera después de que la propuesta presentada en 2019 fuera rechazada.

En síntesis, la propuesta actual difiere de la rechazada hace dos años en que la empresa propietaria de estas instalaciones cerradas en 2005 renuncia al uso de explosivos para la extracción del material existente en el macizo central que separa sa Garrigueta Rassa de la antigua explotación de Can Rosselló. No obstante, se mantiene la extracción de este material para su posterior venta, lo que supone un volumen de 170.000 metros cúbicos de áridos.

Este es uno de los 18 puntos que esgrime la Federació d’Associacions de Veïns de Palma en su alegación en contra, puesto que la extracción se contempla en cuatro fases a lo lago de los próximos 31 años. Los reparos a la propuesta presentados por las entidades vecinales de Establiments, Son Rapinya, sa Garriga y el colegio Público del Pil-larí, además de ciudadanos afectados a título particular, son similares a las presentadas por la Federació.

El proyecto contempla también la comercialización de otros 433.000 metros cúbicos de material existente en estos momentos en la cantera, además de la recepción de cuatro millones de metros cúbicos de escombros inertes, lo que, según la Federació, supondría un período de explotación de 70 años.

El hecho de que el proyecto no contemple el desmantelamiento de las tolvas de gran tamaño situadas al lado de la carretera, para la Federació puede tratarse de un olvido o que, en realidad, «su pretensión sea darles un uso que el proyecto de rehabilitación no contempla y, por tanto, ocultar una finalidad real».

También alegan que el Ayuntamiento también se opuso al proyecto de rehabilitación en 2019.

«Alarma social»

La Federació d’Assocciacions de Veïns de Palma afirma en su alegación contra el proyecto de rehabilitación presentado por Terral Holding que esta propuesta «ha causado una profunda preocupación y alarma social, no solo en los barrios cercanos a la cantera, también en toda la ciudad». Recuerdan que se trata de una actividad que, hasta su cierre en 2005 después de que una gran roca impactara sobre una vivienda vecina, nunca dispuso de licencia de apertura y funcionamiento. Afirman igualmente que su funcionamiento «causó un gran padecimiento a todos los residentes de los barrios próximos, a su salud y a su derecho al descanso y a su patrimonio, al igual que al patrimonio público y ambiental». De ahí que proponen «como única solución» que el Govern ejecute subsidiariamente un proyecto poco invasivo, cuyo coste sea asumido por los propietarios.

Compartir el artículo

stats