Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Así ha quedado la antigua sede del Puerto de Palma tras su reforma

La APB ha recepcionado las obras de este edificio y de la dársena del Molinar

El edificio reformado.

El edificio reformado.

La Autoridad Portuaria de Baleares (APB) ha recepcionado las obras de reforma de su antigua sede y de la dársena del Molinar y ha puesto en servicio el muelle de Poniente Norte, ampliado.

Tras dos años de obras, con alguna incidencia y una inversión superior a los cinco millones de euros, la antigua sede de la APB, en el número 3 del Moll Vell, está lista y hoy ha sido inspeccionada por un representante del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (MITMA), según ha informado la Autoridad Portuaria en su web.

Interior del edificio.

Con la reforma del antiguo edificio, se ha creado un nuevo espacio cultural que albergará un centro de interpretación Puerto-Ciudad. Además, habrá una sala de exposiciones permanentes y un espacio expositivo itinerante. El presidente de la APB, Francesc Antich, y otros miembros de esta entidad han acompañado al inspector del Ministerio en su recorrido.

La antigua sede también tendrá usos institucionales de la APB, como biblioteca y sala de juntas. La previsión del ente portuario es que albergue también servicio de restauración, cuya explotación será objeto de concesión administrativa.

Un momento de la visita a la antigua sede de la APB. APB

En este mismo día también se ha visitado la Ampliación de la explanada del muelle de Poniente Norte. Consta de una superficie de 36.000 metros cuadrados, que arranca del muelle de Poniente Este con una longitud de 600 metros y una anchura de 100 metros, con la finalidad de mejorar los servicios prestados a los pasajeros de ferris y cruceros, según explica la APB.

El importe de esta ampliación es de 21 millones de euros, adjudicada a la UTE FCC/Amer y estará finalizada el próximo mes, después de 4 años y tres meses de obras.

Nueva explanada en el muelle de Poniente Nord. APB

En cuanto a la dársena del Molinar, desde este jueves ha quedado abierto el mirador elevado. Las obras de reforma de este puerto, con su integración en el paseo peatonal, fueron adjudicadas a la empresa ACSA-SORIGUÉ y comenzaron en marzo de 2019. Su coste ha sido de 3.608.014 euros.

Queda pendiente la rehabilitación del edificio que durante años ha acogido la sede del Club Marítimo Molinar de Levante y que, tras su reforma, volverá a albergar una cafetería y espacio para actividades de entidades vecinales.

Mirador elevado en el Molinar. APB

Compartir el artículo

stats