El departamento de Infraestructuras de Cort está estudiando la posibilidad de instalar pérgolas con placas solares en la Platja de Palma como una medida para la lucha contra el cambio climático, con sistemas de captación solar que permitan cubrir total o parcialmente las necesidades lumínicas del paseo.

El departamento que dirige la concejala Angélica Pastor está a punto de licitar la redacción del proyecto técnico que ha de sustituir el actual alumbrado del paseo de primera línea. Para ello cuenta desde hace años con 2,5 millones. Con este dinero se pretende cambiar el actual alumbrado público e instalar el máximo número de pérgolas con placas solares, si finalmente esta es la solución que se adopta, que este presupuesto permita.

La actuación consistirá en la modificación de la red actual de alumbrado con la sustitución de las actuales fuentes de luz existentes por otras soluciones de tecnología LED y que puedan ser abastecidas total o parcialmente por sistemas de captación solar.

El proyecto propone la eliminación de los sistemas de iluminación existente en la primera línea y junto a las casas

Por ello, se propone la eliminación de toda la iluminación existente, desde la situada sobre los pilares de hormigón hasta las farolas más próximas a las edificaciones. Lo anterior supondrá la colocación de nuevos soportes lumínicos a determinar. El proyecto deberá incluir también las obras necesarias para la eliminación de los puntos de luz existentes. En el caso de los pilares de hormigón, se deberán contemplar las obras necesarias para ser desmontados y su posterior traslado a una zona que determine el Ayuntamiento para su posterior tratamiento.

No obstante, los pilares situados junto a los balnearios no serán eliminados puesto que sirven de soporte para las pérgolas, aunque se deberá prever la instalación de nuevos puntos de luz en lugares próximos.

Las pérgolas con placas solares, que procurarán sombra además de generar energía eléctrica, se distribuirán en las zonas ajardinadas situadas en las inmediaciones de los balnearios.

Si bien el proyecto básico fue aprobado el pasado mes de febrero, la redacción de ejecución se ha retrasado debido a la pandemia provocada por la covid-19. De hecho, el Ayuntamiento había decidido que lo redactara una empresa externa por lo que convocó un concurso para la redacción del proyecto de ejecución, que ahora está a punto de ser adjudicado.

Sensación de «paisaje urbano deficiente»

El estado actual del alumbrado y de sus elementos de la primera línea de la Platja de Palma «genera una sensación de paisaje urbano deficiente, además de una insuficiente iluminación, provocando problemas de seguridad de uso», se indica en el informe que justifica el cambio del sistema. El mal estado de la parte metálica de las torres de iluminación situadas en primera línea provocaron su eliminación antes de 2018 dejándolas con el aspecto «descabezado» actual. Las farolas situadas cerca de las fachadas también están en mal estado.