07 de junio de 2020
07.06.2020
Diario de Mallorca

El puerto de Palma recibirá a partir de agosto casi los mismos cruceros que el año pasado

Habrá 249 escalas hasta diciembre, con días de cinco buques a la vez - Las reservas para 2021 ascienden a medio millar

06.06.2020 | 21:15

El puerto de Palma recuperará la afluencia de cruceros en agosto y se mantendrá en cifras similares al año pasado hasta diciembre. Habrá 249 escalas durante estos cinco meses, frente a las 280 del mismo periodo en 2019, e incluso están previstas dos jornadas con cinco buques turísticos atracados al mismo tiempo. Ocurrirá el 22 de agosto y el 19 de septiembre, y se registrarán otros muchos días con tres o cuatro cruceros a la vez y sus respectivos pasajeros por el centro de Palma.

En julio la llegada de crueceros arrancará a cuentagotas, con siete escalas, casi todas durante las dos últimas semanas, según las reservas de atraque previstas en el puerto. Estos datos pueden sufrir modificaciones, ya que las navieras se están adaptando a la nueva situación y ampliarán la oferta si el mercado lo demanda.

Noviembre y diciembre


Noviembre y diciembre tienen más reservas que el año pasado, con 37 frente a 34 el primer mes y 18 frente a 16 el periodo navideño, cifras que también pueden variar, aunque sorprende que haya un mayor interés por la temporada baja. Las compañías crucerísticas, que realizan sus previsiones con un año de antelación, han pedido a la Autoridad Portuaria que para el próximo 2021 reserve por el momento 510 puestos de atraque. En 2019 se registraron en el puerto de Palma 592 atraques, por lo que para el año que viene está previsto recuperar la afluencia de cruceros con cifras similares al periodo anual anterior a la aparición del Covid en el mundo. Las navieras han reforzado sus protocolos de seguridad sanitaria en los buques y presentarán las novedades de la nueva normalidad en el congreso internacional que celebrarán en Madrid en diciembre, si un nuevo brote no lo impide.

La plataforma contra los megacruceros ha expresado su temor esta semana debido al "peligro potencial" al que se enfrenta la ciudad, ya que las características de este tipo de turismo "hacen que un posible positivo por coronavirus sea difícilmente trazable y aislable". El principal motivo es que "conecta diferentes ciudades en solo unas horas con el fin de poder hacer visitables cinco en solo una semana, transportando una enorme cantidad de pasaje entre tripulación y viajeros".

Por ello, piden a la Autoridad Portuaria "que haga públicas las medidas sanitarias estrictas que deberán adoptar en las instalaciones portuarias, los controles a los pasajeros que quieran desembarcar y el plan de contingencia que aplicarán en caso de que alguien esté infectado por la Covid-19; y que establezca cuanto antes una capacidad de carga de los megacruceros". Estas reclamaciones se las hicieron llegar al presidente del Parlament, Vicenç Thomàs, mediante una misiva.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!