Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Civismo

Cort ha duplicado en dos años las multas por exceso de ruidos y horarios

En 2017 la concejalía de Salud y Consumo del Ayuntamiento impuso 275 sanciones en materia de ruidos o por excederse de los horarios contemplados en las ordenanzas municipales y el año pasado el número de expedientes fue de 570

En Son Espanyolet, pese a las constantes quejas vecinales, solo se impusieron 2 sanciones por ruidos.

En Son Espanyolet, pese a las constantes quejas vecinales, solo se impusieron 2 sanciones por ruidos. C. guasp

El número de multas impuestas por el Ayuntamiento de Palma a titulares de establecimientos por excederse en la generación de ruido o en el horario de apertura al publico establecido en la ordenanza municipal se ha duplicado en tan solo dos años.

En concreto, si en 2017 el departamento de Salud de Cort impuso 275 multas por estos motivos, a lo largo del año pasado los expedientes sancionadores alcanzaron la cifra de 570, lo que representa un incremento del 107%.

Si se comparan los datos en relación a 2018 el crecimiento de las sanciones es más moderado, del 32,56%, puesto que durante este año se cerraron 430 expedientes por estos motivos.

La mayoría de los expedientes sancionadores finalizados a lo largo del año pasado están relacionados con el incumplimiento de los horarios de cierre y apertura al público (366), mientras que por el exceso de ruidos se impusieron 204.

Este incremento de la actividad inspectora y sancionadora desplegada esos últimos años por Cort, con el fin de hacer cumplir las ordenanzas existentes en la materia, ha sido propiciado, según Sanidad, por el trabajo conjunto y coordinado entre la Patrulla Verde de la Policía Local, los técnicos del área y la comisión de ruido.

No obstante, la existencia de numerosas denuncias vecinales que se remiten tanto a la Policía Local como a la oficina de la Defensora de la Ciudadanía, Ana Moilannen, ponen de manifiesto que aún queda mucho trabajo por hacer para que el ruido deje de ser considerado uno de los principales problemas que afectan a la convivencia ciudadana.

Sanidad también tramitó en 2019 un total de 285 expedientes que obligaron a los titulares de los establecimientos afectados a la adopción de medidas correctoras para solventar las deficiencias detectadas en materia de ruidos, humos y olores.

Igualmente, se tramitaron un total de 385 solicitudes de dispensas y exoneraciones del cumplimiento de la ordenanza en materia de ruidos.

La mayoría de las peticiones se relacionan con obras de interés público ejecutadas por el propio Ayuntamiento o alguna de sus empresas como Emaya, así como trabajos de suministro eléctrico y de telecomunicaciones, o relativas a la celebración de fiestas o actos multitudinarios que exceden los horarios establecidos.

Distribución por barriadas

Por lo que se refiere a las infracciones de la ordenanzas de ruidos, los barrios en los que se impusieron más multas el año pasado fueron los de Pere Garau (13) y Foners (12) en el distrito de Llevant; Son Armadams (14), Santa Catalina (6) y El Terreno (6) en el distrito de Ponent; Sindicat (5) y Sa Llotja-Born (5) en el de Centre; Cas Capiscol (8), Bons Aires (6), Plaça de Toros (4), l'Olivera (4) y el Camp Redó (4) en Nord y l'Arenal (18); Can Pastilla (7), el Molinar (8) y les Meravelles (4) en la Platja de Palma.

La mayoría de las denuncias por ruidos se tramitan por haber superado los decibelios permitidos en la ordenanza en función de la franja horaria, por actividades en la vía pública, por el exceso de ruido producido por las obras o bien por el incumplimiento de los horarios.

Desde la concejalía de Sanidad y Consumo se ha promovido durante este curso escolar la realización de talleres para educar a los escolares en el hábito del silencio en las aulas y aumentar su concentración y la concienciación sobre los peligros de la contaminación auditiva.

También se está trabajando para dotar a la patrulla verde de la Policía Local de más medios con la adquisición de tres sonómetros y un vibrómetro, lo que supondrá un gasto de 42.000 euros.

CONTENIDO_RELACIONADO

  • El 70% de la población de Palma soporta niveles de ruido no aptos para la salud

FIN_CONTENIDO_RELACIONADO

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats