10 de marzo de 2020
10.03.2020
Urbanismo

Ocupan un solar público con una oficina privada para vender pisos de lujo en Palma

Una promotora se apropia de una parcela municipal de Son Dameto colindante a su construcción - Cort inicia un expediente de infracción

10.03.2020 | 02:45
El solar municipal con las casetas prefabricadas se encuentra en la calle Dalmau de Rocaberti 4.

Una promotora ha ocupado un terreno público de Son Dameto para instalar la oficina de ventas de las 28 viviendas que construye justo al lado, cuyos áticos tendrán piscinas privadas y unos precios que superan los 700.000 euros. El área de Disciplina Urbanística de Cort ha iniciado un expediente de infracción por las "obras y usos en un solar municipal". Está situado en la calle Dalmau de Rocaberti número 4 y clasificado en el Plan General de Ordenación Urbana como residencial plurifamiliar, por lo que se podrían construir pisos de protección oficial.

El expediente recién abierto a la empresa Pavimentos y Hormigones Carreras S. A. le ordena la retirada y demolición de las obras, que consisten en "la instalación de cuatro casetas prefabricadas, el cerramiento del terreno y la modificación de la orografía", tal como constataron los celadores del Ayuntamiento que acudieron al lugar a principios de marzo tras la denuncia de la asociación de vecinos de Son Dameto.

Además de la oficina de ventas, habilitada en una de las casetas prefabricadas, la constructora instaló otra dependencia en la primera planta para usos propios y dos más en la parte interior del solar municipal destinadas a los vestuarios y aseos de los obreros. Según relatan los denunciantes, la empresa arrancó los árboles que había, realizó una zanja para conectar las casetas con tuberías a la red pública de alcantarillado, elevó el terreno para adaptarlo a la calle y creó una plataforma de cemento en la que sustentar los módulos prefabricados, todo ello con el recinto vallado.

Asimismo, eliminó uno de los pilones de la acera que impiden que los coches aparquen con el objetivo de que los camiones de la obra pudiesen acceder al solar ocupado. El continuo trasiego de estos vehículos ha provocado el hundimiento de las arquetas de los servicios de comunicaciones y del asfalto, tal como reprochan los residentes afectados.

Aviso en septiembre


Miembros de la entidad vecinal vieron con sorpresa el pasado septiembre que la parcela estaba siendo vallada y lo comunicaron de inmediato en la reunión del Distrito de Ponent, porque sabían que era municipal. La presidenta, Angélica Pastor, se comprometió a realizar las gestiones necesarias para que Urbanismo actuase y, medio año después, han acudido los celadores. Mientras tanto, la promotora ha usado la obra ilegal para vender viviendas de 81 a 209 metros cuadrados de dos a cuatro habitaciones.

Debido a la nueva orografía creada en el solar municipal y el uso que realizan los camiones, los vecinos temían que el acceso al aparcamiento subterráneo de la finca fuese por la citada entrada pública, aunque el expediente de infracción iniciado obligará a la promotora a devolver la parcela a su estado original.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!