26 de enero de 2020
26.01.2020

Los promotores denuncian que Cort acumula mil expedientes de obra de 2019 sin resolver

Esta patronal asegura que la situación "es insostenible" tanto desde el punto de vista de la administración como de los ciudadanos

26.01.2020 | 00:01
El año pasado la gerencia de Urbanismo del ayuntamiento de Palma tramitó un total de 1.468 expedientes de obra, 229 más que en 2018.

La asociación de Promotores Inmobiliarios de Balears (Proimba) ha denunciado que más de un millar de expedientes de licencias de obras solicitadas a lo largo del año pasado están pendientes de tramitación, a la que hay que añadir "otro millar" correspondientes a los dos años anteriores.

Para esta entidad, esta situación "es insostenible tanto desde el punto de vista de la administración como desde el de los ciudadanos, que se ven abocados a unos periodos de tramitación fuera de toda lógica y de los legalmente establecidos en tres meses".

Para los promotores "la situación actual está llevando al sector a una crisis de importancia" ya que "el retraso y la dificultad en las tramitaciones está frenando inversiones y alejando al promotor tradicional de su finalidad", que es la de "construir el producto que la sociedad demanda". Asimismo, consideran que "se está agravando el problema de la falta de vivienda digna y, por ende, de los alquileres".

En el informe anual sobre la tramitación de licencias por parte de la gerencia de Urbanismo los promotores ponen de manifiesto asimismo que durante el año pasado solo se resolvieron seis expedientes de obra nueva y que la primera resolución llegó a este órgano colegiado de Cort en julio.

Por lo que respecta a los periodos de tramitación de los expedientes, los promotores destacan el aumento del " número de licencias de años anteriores que se tramitan cada año", lo que pone de manifiesto la "clara ineficiencia del sistema que trabaja sobre solicitudes muy antiguas que probablemente deberían haber sido caducadas o resueltas con mucha anterioridad".

En este sentido, el estudio señala que un 31% (285) de los expedientes tramitados por la gerencia de Urbanismo a lo largo de 2019 "tienen una antigüedad superior a tres años" y que incluso hay uno que data de 1975. Por el contrario, tan solo un 11% (161) de los expedientes tramitados son del año en curso, lo que en la práctica supone uno de cada diez.

Aumentan los retrasos

Analizando la evolución de los últimos cuatro años, los promotores señalan que desde 2016 anualmente "aumenta el retraso en la tramitación de los expedientes" de obras. Si en 2016 el 66% de las tramitaciones se correspondían a solicitudes presentadas a lo largo del ejercicio en curso o del anterior, esta ratio "ha ido empeorando hasta alcanzar el 44% el año pasado". Lo anterior significa que "a pesar de los medios aportados y las medidas implantadas no se ha conseguido aumentar el número de expedientes, ni en valores absolutos ni en porcentaje", hecho que "resulta más preocupante debido al aumento de actividad"; es decir, del incremento de solicitudes de licencias.

Del análisis efectuado por esta asociación se desprende que a lo largo del año pasado pasaron porla gerencia de Urbanismo de Cort un total de 1.568 expedientes de obras, 229 más que en 2018. El número de licencias concedidas de obra nueva descendió, puesto que se aprobaron 142 permisos frente a los 154 del 2018.

Igualmente, constatan que el incremento total se centra básicamente en las licencias de primera ocupación ya que se concedieron 486 en 2019 frente a las 305 de 2018, lo que supone 181 más.

Los promotores han realizado también una estimación de la recaudación de Cort en concepto de tasas urbanísticas analizando solo los expedientes resueltos cada año y llegan a la conclusión de que en 2016 se recaudaron 2,6 millones, 6 en 2017, 6,3 en 2018 y 7 millones a lo largo del año pasado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!