06 de agosto de 2019
06.08.2019
Turismo urbano

Qué hacer con las maletas en Palma

La ciudad cuenta con diferentes opciones para guardar el equipaje durante las 24 horas del día

05.08.2019 | 19:51
Una de las empresas dedicadas a custodiar el equipaje de sus clientes.

Turismo urbano. Pasear por Palma es más fácil si se va libre de maletas y mochilas. El negocio de consigna de equipajes crece cada vez más. Varias empresas se dedican a custodiar las pertenencias

Una de las cosas que más molesta a la hora de salir a pasear es tener que ir cargado hasta los topes. Ciutat ofrece cientos de recorridos turísticos que no se disfrutan igual llevando todos los bártulos encima. Pero hay buenas noticias: cada vez hay más opciones para dejar el equipaje a buen recaudo mientras se disfruta de Palma.

La más novedosa es Mallorca Lockers, un establecimiento ubicado en el número 8 del pasaje particular de Santa Catalina de Sena, a tres minutos de plaza España. El local está lleno de taquillas automáticas diseñadas para que el cliente pueda dejar su equipaje por un precio que no sobrepasa los 13 euros –el importe depende del tamaño de los bultos que se dejen– y vaya a recogerlas al día siguiente. Al trabajar de forma automática, el establecimiento puede permitirse estar abierto las 24 horas todos los días del año.

El fundador de la empresa, Carlos Salvà, explica que la idea surgió en un viaje a Ámsterdam que hizo con tres amigos. Visitando los Países Bajos, el grupo utilizó un servicio similar y les pareció "muy útil". Al volver aquí y comprobar que "nadie ofrecía lo mismo", decidieron crear Mallorca Lockers inspirándose en lo que habían visto en otras ciudades como Granada, Alicante o León.

Pero no es la única consigna de maletas en Ciutat. Palma Lock&Go es un local situado en la Estación Intermodal que custodia equipajes por un precio que ronda los 4-5 euros por guardar una maleta durante un día, y 12 euros si se escoge una taquilla en la que caben unos tres bultos pequeños. Aaron Gómez, uno de los cinco empleados de la empresa, dice que aunque el horario del local sea limitado, ofrece un "trato personal y cercano" que "el cliente agradece" y que proporciona "más confianza y seguridad", algo que "otras empresas no pueden ofrecer". Explica que a diario tienen usuarios que no son solo extranjeros; también hay mallorquines o incluso palmesanos que acuden a dejar sus pertenencias mientras disfrutan de la ciudad.

Por su parte, Nannybag también tiene el objetivo de custodiar las maletas de sus clientes, pero su método de trabajo es distinto. Trabaja en más de 250 ciudades europeas, Palma entre ellas. La mánager de la empresa, Sandra Rodríguez, explica que el negocio ha creado una "red de socios" entre los que hay "tiendas, hoteles y restaurantes". Siete comercios en Palma colaboran con Nannybag. El cliente reserva online y proporciona las fechas y el número de bultos que quiere guardar, y la web escoge la ubicación más cercana y adecuada para el consumidor. Guardar una maleta en uno de estos locales cuesta 6 euros por día, y 4 euros cada vez que se quieran añadir 24 horas más.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!