27 de febrero de 2019
27.02.2019
Turismo

Los clientes de los 'biergartens' no podrán sacar bebida ni comida a la calle a partir de abril

La medida se enmarca en la inclusión de las calles del Jamón, Llaüt y les Canyes en Zonas de Especial Interés Turístico (ZEIT)

27.02.2019 | 12:42

Los biergartens situados en las denominadas calles del Jamón, Llaüt y les Canyes de la Platja de Palma deberán limitar físicamente el espacio privado del público con el objeto de que la Policía Local pueda controlar que sus clientes no salgan a la calle con bebidas ni comida.

Esta medida, aprobada en la junta de gobierno celebrada este miércoles es consecuencia de la declaración de estas vías como Zonas de Especial Interés Turístico (ZEIT), una medida contemplada en la modificación de la Ordenanza Reguladora del Uso Cívico del Espacio Público (ORUCEP), conocida también como antibotellón, que entró en vigor el pasado mes de enero.

La concejala de Seguridad Ciudadana, Angélica Pastor, explicó que también se ha declarado ZEIT las calles de la Platja de Palma que conforman la denominada zona de los holandeses, que comprende la calle Joaquín Verdaguer y la avenida Cartago, desde Germà Bianor hasta Ferràn Alzamora. En este caso, si bien no se obliga a la delimitación del espacio, los locales estarán obligados a velar para que el consumo de bebidas y comidas se haga dentro de su establecimiento.

En toda la zona turística, incluyendo Can Pastilla, además del centro histórico de la ciudad, el paseo Marítimo y Cala Major y Sant Agustí, la declaración de ZEIP prohíbe la publicidad de bebidas alcohólicas o de actividades que promuevan su consumo, incluidas las ofertas de "dos por uno" o los denominados happy hour.

Además, en toda la playa de Palma se prohíbe la publicidad dinámica.

Las anteriores medidas estarán en vigor a partir del próximo mes de abril hasta septiembre. Su incumplimiento supone la comisión de una falta muy grave, con la aplicación del tramo más elevado de la sanción, de 2.200 a 3.000 euros.

Otra de las medidas que implica la declaración de ZEIP consiste en la posibilidad de imponer un régimen de inspecciones específico en estas zonas. También se posibilita la aplicación de medidas como la intervención del alcohol. Las multas también se imponen  a los locales incumplidores además de a sus clientes.

Con estas medidas, según Angélica Pastor, se pretende facilitar la convivencia cívica en los casos más complejos, proteger a los menores, promover el consumo responsable de alcohol, incrementar la seguridad ciudadana y garantizar el derecho al descanso de los vecinos.

La publicidad de bebidas alcohólicas estará prohibida


En las cinco zonas declaradas ZEIT por el ayuntamiento de Palma (la Platja de Palma, el centro histórico, el paseo Marítimo, Cala Major y Sant Agustí), no se podrá incitar al consumo de alcohol. Lo anterior se traducirá en que ninguna bebida alcohólica podrá estar expuesta en los escaparates y no estarán permitidas las ofertas tendentes a un mayor consumo de bebidas alcohólicas como los denominados happy hour o los 2x1.

Junto a estas medidas, continúa en vigor la declaración de estas zonas como de Especial Intervención, que implica la prohibición del consumo del alcohol a partir de las doce de la noche, además del incremento de las sanciones por este hecho. Asimismo, desde la concejalía de Seguridad Ciudadana se recuerda que la venta de alcohol a menores está prohibida a cualquier hora del día. Otra de las medidas que incluye la declaración de ZEIT consiste en la "tramitación preferente" de los expedientes sancionadores para agilizarlos con el objetivo de que las multas impuestas se puedan hacer efectivas lo antes posible. 

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!