20 de febrero de 2019
20.02.2019

Tres mascotas en un piso: máximo de animales de familia permitidos en Palma

La nueva ordenanza prevé multas mínimas de 750 euros por no recoger los excrementos de los animales

20.02.2019 | 13:20

La nueva ordenanza municipal que regula la tenencia de animales de compañía (considerados ahora como 'de familia') prohíbe tener más de tres mascotas en una vivienda plurifamiliar y más de cinco en el caso de que se trate de una casa. El incumplimiento de esta nueva norma, se incorporará como falta "muy grave", con sanciones que van de los 1.500 a los 3.000 euros.

En caso de que en estos momentos en una vivienda convivan más animales de los permitidos, su número se podrá mantener aunque se deberá solicitar, en el plazo de seis meses tras la aprobación de la nueva norma, una autorización expresa al Ayuntamiento.

El texto incrementa hasta un mínimo de 750 euros las multas que se pueden imponer a los propietarios de mascotas si no recogen sus excrementos de la calle o si no diluyen con agua sus orines. Si bien esta conducta sigue estando calificada en el proyecto de ordenanza como grave, se ha modificado la cuantía de las sanciones actuales por lo que se incrementa de 300 a 750 euros.

La obligación de diluir con agua los orines de las mascotas se ha incorporado al texto por ser, según la teniente de alcalde de Ecología, Bienestar Animal y Agricultura, Neus Truyol, "una demanda social". La nueva norma incorpora también varias novedades en relación a las condiciones en las que deben estar los animales en el domicilio, y establece un número máximo de tres mascotas en las viviendas plurifamiliares. En el caso de las unifamiliares o aisladas se permitirá la tenencia de hasta cinco animales. Si en estos momentos alguien sobrepasa este número, podrá mantener las mascotas, aunque deberá solicitar un permiso al Ayuntamiento.

Si bien en la norma actual ya no se permite tener perros en los balcones cerrados, en la modificación de la ordenanza se aclara más esta prohibición y, de acuerdo con la ley autonómica,  se establecen las condiciones en las que se debe mantener a las mascotas en fincas rústicas habitadas y no habitadas habitualmente, además de en las casas aisladas con jardín o terreno anexo.

Todos los gatos domésticos que tengan acceso a la vía pública deberán ser esterilizados. Asimismo los perros que vivan permanentemente en fincas rústicas deberán ser castrados, asi como todos los perros potencialmente peligrosos. También los animales que salgan de Son Reus adoptados serán esterilizados y se prohibe el intercambio de animales por personas o entidades no autorizadas.

Sanciones

La cuantía de las sanciones se incrementa hasta el máximo que permite la ley. De esta forma las leves pasan de entre 60 y 300 euros a entre 300 y 750 euros. Las graves serán de entre 750 y 1.500 euros (ahora su cuantía era de entre 300 y 750 euros) y las muy graves entre 1.500 y 3.000 euros, en lugar de entre 750 y los 1,500 euros actuales.

En las sanciones leves se incluyen pasear a la mascota sin correa, que el animal no este esterlizado o que no cuente con la cartilla sanitaria. Como faltas graves se mantiene la no recogida de los excrementos y se añade la no dilución de los orines o anunciar en la vía pública la venta o la cría de animales, entre otras. Como faltas muy graves se incluye el maltrato o la tortura.

Se prevé aprobar inicialmente la nueva norma en el pleno del próximo jueves. Después se pondrá un mes a explsición pública para alegaciones. Según Truyol, en función del número de alegaciones que se presenten podría aprobarse definitivamente en abril.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!