03 de enero de 2019
03.01.2019
Servicios

Emaya cambiará los contadores de agua potable por unos 'inteligentes'

El proceso se realizará a lo largo de los próximos cinco años y tendrá un coste de 5,7 millones

02.01.2019 | 20:53
Los contadores mecánicos de la fila de abajo serán sustituidos por los estáticos de la fila superior.

La Empresa Municipal d'Aigües i Clavegueram (Emaya) va a sustituir en los próximos cinco años todos los actuales contadores mecánicos de agua potable por otros denominados "inteligentes", que permiten, entre otras tareas, la telelectura.

También ofrecen la posibilidad de comunicar esta información a través de una red hasta un centro de procesamiento de datos de la empresa, que los puede utilizar para la facturación, el seguimiento del consumo, facilitar un mayor control a los usuarios sobre sus consumos o para poder ofrecer servicios personalizados a los clientes.

En el último consejo de administración de la empresa, celebrado el pasado 17 de diciembre, se aprobó el inicio de la licitación para la renovación del parque de contadores de agua, con un importe total de 5,7 millones de euros, IVA incluido.

En principio, según se informó desde la empresa municipal, este cambio no va a suponer un coste adicional por parte de los usuarios. La sustitución se realizará tanto en los contadores individuales como en los colectivos y en los de red propios de la empresa, puesto que el cambio es independiente de la línea de trabajo tendente a la sustitución de los medidores comunitarios por los individuales.

Con la implantación de este proyecto se pretende conseguir varios objetivos. Entre los servicios que se dan a los abonados, el nuevo sistema permitirá aportar información diaria de los consumos y avisar en tiempo real de las fugas que se puedan producir en el interior de las viviendas.

También permitirá una mayor precisión del procedimiento de lectura, disminuyendo los errores y las averías de los sistemas de medición.

Asimismo, el nuevo sistema, también denominado smart metering, permitirá a la empresa municipal de Palma mejorar la gestión de las redes de suministro de agua potable a la ciudad, mejorando la capacidad de detección de fugas y fraudes y, en consecuencia, incrementando el rendimiento de la red reduciendo el volumen de agua que se pierde.

Sistema innovador y pionero


Desde Emaya indican asimismo que se trata de un sistema innovador pionero en España, ya que incorpora por primera vez la implantación de nuevas tecnologías de medición y de transmisión de datos.

Hasta el momento, solo se han realizado pruebas piloto o implantaciones de la telelectura a partes del parque de contadores de agua, mediante medidores mecánicos con dispositivos de lectura remota. Se prevé la sustitución de aproximadamente 21.500 contadores al año a partir del que acaba de empezar.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!