11 de mayo de 2018
11.05.2018
Ordenanza

Cort exigirá una acreditación a los artistas callejeros para trabajar en la ciudad

Las condiciones que se pedirán ya están consensuadas con los músicos, pintores, malabaristas, payasos, mimos y estatuas

11.05.2018 | 10:32
La explanada de d´Alt Murada es uno de los emplazamientos escogidos por los artistas.
No habrá examen ni casting para los artistas callejeros que quieran trabajar en la ciudad. No obstante, el Ayuntamiento exigirá a este colectivo heterogéneo de músicos, pintores, retratistas, malabaristas, payasos, mimos y estatuas que acrediten de alguna manera que su actividad se inscribe en el campo de la creación artística artesanal.

En este caso, las personas que cumplan con la anterior condición se inscribirán en un censo y podrán trabajar en la ciudad sin más trabas que las que se impongan con el fin de preservar el descanso de los vecinos, la libre circulación de los peatones y la no obstrucción del acceso a comercio o monumentos.

La nueva norma, que se va a incorporar, tal como se aprobó en el pleno del pasado mes de abril, a la ordenanza de ocupación de la vía pública o de terrazas mediante decreto, ya ha sido consensuada con el colectivo afectado y ahora se encuentra en estudio por parte de los servicios jurídicos municipales.

Por este motivo, desde la concejalía de Participación Ciudadana, que se ha encargado de las negociaciones con los representantes de los artistas callejeros, se prefiere no dar detalles sobre la norma hasta que todos los puntos cuenten con el beneplácito de los servicios jurídicos.

Aprobación en julio


Se prevé que la regulación se apruebe en julio, coincidiendo con ordenanza de terrazas con el fin de que puedan entrar en vigor de forma simultánea. Las primeras semanas, no obstante, se dedicarán a la elaboración del censo de artistas, hecho que les permitirá trabajar en la ciudad.

Si bien en estos momentos no se dispone de un censo, dada la inestabilidad y heterogeneidad de este colectivo, se calcula que, en temporada alta, trabajan en las calles de Palma unos 200 artistas y artesanos. Mientras tanto, continuará en vigor la instrucción dada a la Policía Local el pasado 30 de mayo firmada por las concejalías de la Función Pública, Seguridad Ciudadana, Participación Ciudadana y Cultura.

En esta instrucción se establece que los artesanos y pintores artistas, categoría en la que incluye también los caricaturistas y dibujantes de carteles, podrán ocupar un máximo de cuatro metros cuadrados.

En la denominada "ruta de los cruceristas" se situarán preferentemente en la explanada de d'Alt Murada, en la escalera que va de s'Hort del Rei hasta la calle Palau Reial, en la plaza Marquès del Palmer y la plaza Major y en el tramo de la calle Sant Miquel a partir de la plaza Verge de la Salut.

Los músicos, cantantes y bailarines solo se les permite ocupar un metro cuadrado por persona. Además, solo podrán utilizar altavoces con una potencia inferior a los 30 vatios sin superar los 45 decibelios.

No pueden actuar en zonas acústicamente contaminadas, de especial protección o donde disponga la alcaldía, y no pueden situarse ante monumentos, edificios históricos o Bienes de Interés Cultural interfiriendo la visibilidad o la perspectiva.

Tampoco pueden incorporar menores de 16 años, utilizar animales o actuar más de 60 minutos (30 en las plazas) o repetir el mismo repertorio en el mismo sitio el mismo día.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

¡Síguenos en las redes!