12 de diciembre de 2017
12.12.2017
Medio Ambiente

El litoral de Palma amanece lleno de plásticos y toallitas

Según Mallorca Blue, la tormenta Ana evidenció que "la Administración debe mejorar la canalización del agua y evitar desastres"

12.12.2017 | 13:05
El litoral de Palma amanece lleno de plásticos y toallitas
El litoral de Palma amanece lleno de plásticos y toallitas

Los ingenieros se suman a la petición "urgente"

  • Juan Antonio Esteban, decano del colegio de Ingenieros de Mallorca, se sumó a la petición "urgente" de que se "haga un saneamiento de las infraestructuras de Palma", ya que cada vez que "caen cuatro gotas, se desborda y la depuradora no da a basto y no puede contener tal cantidad, lo que provoca que todo ese depósito de plásticos y otras basuras, sin olvidar las aguas sucias acaben en la bahía". "Vamos a hacer campaña, aunque ya hemos manifestado nuestra preocupación al Ayuntamiento. Hay que invertir en infraestructuras, en grandes colectores que aumenten la capacidad de la depuradora de Palma. El problema es muy grave".  L. Durán palma

El Molinar y la playa de Can Pere Antoni se han convertido en vertederos habituales desde hace décadas. La tormenta Ana, que pasó por Mallorca este pasado lunes, puso en evidencia la "urgencia" de separar las aguas pluviales de las fecales ante el "incivismo" de las personas que siguen arrojando elementos contaminantes como plásticos, toallitas y bastoncitos.

La entidad civil Mallorca Blue denunció este martes que "los políticos no priorizan solucionar esta grave contaminación del mar", ya que consideran que la construcción de un depósito que contenga las aguas cuando llueve en la ciudad, y almacenarla para evitar que vaya al mar, "es una medida necesaria, pero no suficiente". "Hay que atajar el problema desde la raíz", añaden desde esta plataforma ciudadana. Cuentan con el apoyo del colegio de Ingenieros que insta a "mejorar las canalizaciones en el municipio de Palma".

Mallorca Blue constató por la mañana la diferencia entre el estado del torrent dels Jueus en el límite entre Palma y s'Arenal tas el paso de Ana, donde "no hay ni un solo plástico", y la costa urbana de Palma, Can Pere Antoni, la playita frente a Gesa y el Molinar, que estaban llenos de basuras. Los vertidos aquí salen de las conducciones municipales directamente hacia el mar (by-pass) y de las rieras que no se limpian. Cuando llueve en Palma, las aguas residuales en lugar de ir a la depuradora van al mar, y como hay mucho incivismo, salen a flote los bastoncitos, las toallitas y otros restos.

"Lo más grave no es esa basura y plásticos que vemos en la costa, sino lo que acaba en el mar: todo lo que se arroja por los desagües urbanos de Palma", apuntan.

Emaya indicó ayer que desde las seis de la mañana estuvieron limpiando y, "siempre que fue posible", retornaron la arena a las playas en las zonas del Molinar, Ciutat Jardí, Portixol y Platja de Palma. La empresa municipal indicó que "no retiraron residuos". Los vecinos y paseantes se toparon con todo tipo de basuras, entre otras compresas.

También se vieron restos de poliestireno que según comprobaron los de Mallorca Blue "proceden de Polivas, lo que demuestra que llegan de Palma y no de otro lugar". Aclaran que "no es la empresa mallorquina la que arroja estos restos sino que procede de material de obras que lo tiran a las basuras y acaba en el litoral y en el mar", indica la entidad civil.

A su juicio, si el torrent dels Jueus en s´Arenal está limpio tras la misma tormenta que azotó toda la isla este pasado lunes, y no ocurre igual con el litoral de Palma, "es la prueba del algodón de que es la ciudad que más contamina el mar de todas las Balears". "No hace falta irse a Nicaragua a buscar plásticos en el mar; los arrojamos al Mediterráneo cada vez que llueve".

Ecotasa

Mallorca Blue se pregunta: "¿Porqué no destinan parte de la recaudación del impuesto turístico a arreglar esta situación? ¿Hay alguna actuación medioambiental más urgente y prioritaria en Palma que dejar de contaminar nuestro mar que además es la clave de nuestra economía?".

Con todo, Mallorca Blue indica que "por lo menos ayer ya no se veían los plásticos quemados y escorias que han estado llegando este verano a las playas de Palma", lo que "demuestra que la obra del puerto ya casi los ha confinado en los últimos tres meses".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!