23 de junio de 2017
23.06.2017
Medio ambiente

Mallorca Blue denuncia el vertido de cenizas tóxicas en la Bahía de Palma

El colectivo señala que para la ampliación del muelle de poniente se utilizó material mal quemado altamente contaminante

24.06.2017 | 02:10
Mallorca Blue denuncia el vertido de cenizas tóxicas en la Bahía de Palma
Mallorca Blue, colectivo naturalista, denunció ayer que una veintena de camiones de Tirme ha estado vertiendo durante semanas toneladas de material altamente contaminante para ampliar el muelle de poniente.

El grupo señala que "la situación es de extrema gravedad", ya que los residuos que se han utilizado, escorias y cenizas tóxicas, procedentes de la incineradora de Son Reus, no estaban bien confinados y "se han desbordado", de manera que el lecho marino ha quedado repleto de estos contaminantes.

Mallorca Blue publicó ayer en su página de Facebook un vídeo en el que se muestran los residuos de plásticos mal quemados que hay en la arena y las rocas de zonas como Portitxol o la playa de Can Pere Antoni.

El colectivo se muestra indignado, pues asegura que este tipo de material "se utiliza normalmente en carreteras, nunca en el mar, ya que en este medio, si no se cierra bien el perimetraje y se controla correctamente, se extiende". De hecho, desde Mallorca Blue apuntan que "es la primera vez que se utiliza algo así en el mar".

Añaden que es por las tardes cuando se aprecian con exactitud los residuos: "se pueden ver plásticos y escorias inertes procedentes de la incorrecta incineración", ya que por las mañanas "limpian las playas y es difícil de apreciar".

Las escorias son residuos esponjosos que quedan tras la combustión y que por lo tanto flotan en el mar. Como muestra el colectivo en el vídeo que filmaron el jueves por la tarde, los plásticos quemados y escorias de unos 5 a 8 centímetros son fáciles de ver en la zona.

Contaminantes cancerígenos

Este material de relleno vertido para la nueva ampliación del muelle para cruceros de Palma es, según el colectivo, "altamente cancerígeno", ya que contiene dioxinas, furanos, arsénico, cadmio, plomo y cobre, entre otros.

Se trata, por lo tanto, de sustancias tóxicas que contaminan el ecosistema y afectan a la calidad del agua en la que cada día se bañan miles de personas.

Por otro lado, Mallorca Blue señaló que, al denunciar lo ocurrido, un diputado del PSIB había tratado de desmentir lo sucedido alegando que lo que denunciaban en las redes sociales era falso.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine