Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Corrupción en la Policía Local

Realizan pintadas amenazantes en la casa del director de Seguretat de Cort

Martí Capó se encontró el pasado lunes con una diana en su moto y una inscripción con aerosol que decía: "Te esperamos" - La Policía Nacional busca al autor

Imagen de la diana en la moto de Capó y la pintada amenazante.

Imagen de la diana en la moto de Capó y la pintada amenazante.

La campaña de amenazas contra los que se han enfrentado a la trama corrupta de la Policía Local se ha cobrado una nueva víctima. El pasado lunes el director general de Seguretat Ciutadana, Martí Capó, -número 2 de la concejala Angélica Pastor- se encontró con una diana en su moto y una pintada hecha con aerosol junto a su casa que decía: "Te esperamos". Se trata del enésimo caso de coacciones que sufren las personas que han colaborado con la investigación contra una banda de policías corruptos, entre las que están la misma concejala, varios agentes, el juez y el fiscal del caso.

El último episodio de esta sucesión de amenazas se produjo el pasado lunes. Martí Capó, director general de Seguretat del Ayuntamiento de Palma se encontró con que su moto, un scooter, tenía en la parte frontal una diana pintada con espray. En una valla junto a su domicilio habían escrito con el mismo aerosol: "Te esperamos".

El director general de Seguretat dio aviso de inmediato a la Policía Nacional, que ha iniciado una investigación para tratar de identificar al autor o autores de la pintada amenazante. Los investigadores tomaron fotos de las inscripciones antes de que estas fueran tapadas.

Desde su nombramiento como director general de Seguretat, Martí Capó ha sido, junto a la regidora Angélica Pastor, la cara visible de los intentos de renovación de la Policía Local, muy tocada tras las investigaciones de la operación Sancus, que aireó las actividades ilegales de un grupo de policías corruptos, que se dedicaban a la extorsión de empresarios del ocio nocturno y otros delitos.

Capó ha tenido un papel activo en la investigación, ya que recibió un sobre anónimó en su despacho que al parecer contenía pruebas de que el exintendente jefe Antonio Vera había repartido plazas de mando entre los beneficiados por el supuesto amaño de los exámenes de promoción interna antes de que se hicieran las pruebas. El director general entregó este sobre en el juzgado.

Durante los últimos meses han sido arrestados una treintena de agentes presuntamente implicados en esta trama, de los que una docena están actualmente ingresados en prisión.

Paralelamente a las investigaciones se han sucedido las amenazas contra las personas que han colaborado en la investigación. Estas coacciones habrían alcanzado al juez y al fiscal del caso, al que uno de los sospechoso presuntamente amenazó en público en el cuartel de Sant Ferran. La misma concejala de Seguretat, Angélica Pastor, recibió al poco tiempo de tomar posesión de su cargo una carta anónima en su despacho de Sant Ferran, en la que la amenazaban por su posicionamiento beligerante contra la trama de corrupción policial.

Varios de los policías sospechosos amenazaron públicamente a otros que colaboraban con la justicia, al gritar sus nombres mientras disparaban durante unas prácticas de tiro. Otro de estos agentes que han colaborado con la investigación denunció un sabotaje en el cuadro de luces de su domicilio, que interpretó como un intento de intimidación. Y otros dos policías que participaban en las pesquisas se encontraron con dianas pintadas en los parabrisas de sus coches.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats