­Alumnos del colegio público La Soledat participaron ayer en el programa educativo Emaya a l´Escola, donde aprendieron a separar los diferentes residuos con un camión de reciclaje de la empresa municipal.

El objetivo es "concienciar a los escolares sobre la importancia de reciclar los residuos", tal como les enseñaron con las ocho cajas que lleva el camión para reciclar pilas, bombillas, fluorescentes, material informático, cartuchos de tinta, ropa, juguetes, CD, etc.