12 de abril de 2011
12.04.2011

Cort alertó a la Fiscalía sobre la trama corrupta de la ´Operación Picnic´

El teniente de alcalde Eberhard Grosske remitió a Anticorrupción la auditoría de gestión realizada en el IMFOF e informó que los controladores medioambientales podrían realizar trabajos para UM

12.04.2011 | 08:30
Vecinos de Santa Catalina protestaron ayer en el que será el último pleno extraordinario del mandato convocado por el PP.
La estrategia del Partido Popular de involucrar al actual equipo de gobierno de Cort en la denominada Operación Pícnic fue desbaratada ayer por el teniente de alcalde Eberhard Grosske al revelar que fue él quien alertó a la Fiscalía anticorrupción de que los denominados controladores medioambientales podrían haber estado realizando un trabajo distinto al objeto por el cual fueron contratados y relacionado con la captación de votos para UM.
Tal como reveló ayer el teniente de alcalde y presidente del IMFOF, después de la expulsión de los cargos de UM del equipo de gobierno, el 30 de abril de 2010 remitió a la Fiscalía anticorrupción la auditoría de gestión realizada a este organismo correspondiente a los años 2008 y 2009. En ella, entre otras irregularidades, se había detectado la comisión de un presunto delito de malversación de fondos públicos por la contratación de un asesor fiscal amigo del ex concejal, ex presidente de UM y ex conseller de Turismo, Miquel Nadal.
Asimismo, en el escrito que acompañaba la remisión de la documentación se llamaba la atención de los fiscales "sobre otra cuestión que tiene que ver con la contratación de trabajadores adscritos al desarrollo del programa de educación y sensibilización ambiental (el denominado programa IMA), que la auditoría no señala como posible delito, pero que podría estar relacionada con los puestos de trabajo ficticios detectados en otras administraciones públicas y que están siendo investigados".
Con posterioridad, hace un mes, las investigaciones de la Fiscalía y de la Policía dieron lugar a la denominada "Operación Picnic", en el trascurso de la cual fueron detenidos ex altos cargos de UM, entre ellos la ex teniente de alcalde Cristina Cerdó, y registrado el IMFOF y la sede de UM.
Los investigadores pretenden averiguar, entre otras cuestiones, si una veintena de personas contratadas a través del IMFOF como controladores medioambientales entre 2008 y 2010 se dedicaron en realidad a captar futuros votantes para el ex partido nacionalista, en lugar de realizar su trabajo de educación y sensibilización ambiental.
Grosske hizo público el escrito remitido a la fiscalía hace un año durante el pleno extraordinario celebrado ayer a petición del PP, a raíz de la acusación del portavoz conservador, Julio Martínez, de haber multiplicado por dos la asignación a los controladores medioambientales a sabiendas de que no estaban realizando el trabajo contratado.
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine