El secretario de Turismo del Gobierno, Joan Mesquida, dijo ayer que la reforma de la Platja de Palma "continuará" y remarcó que el proyecto contiene 98 medidas, de las que sólo una, la referida al plan urbanístico integral, "se ha suspendido en busca de un mayor consenso de todas las partes implicadas", tal como destacó en referencia a la decisión del lunes.