Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La fórmula Tezanos

La política ha pasado a convertirse exclusivamente en un ejercicio de funambulismo de Pedro Sánchez para poder seguir durmiendo en la Moncloa. Cuando sus socios y adversarios se den cuenta de que le da igual con quién pactar esto y lo otro, y que sus acuerdos suelen durar un suspiro, dejarán de asombrarse por las trampas. Ciudadanos ha estrenado una nueva era confiando en que sus votantes sepan apreciar "la utilidad" centrista que supone apoyar con el estado de alarma a un presidente de gobierno que acuerda con Bildu derogar una reforma laboral que antes de que cante el gallo habrá sido matizada, o que, más pronto que tarde, volverá a sentarse con los independentistas a una mesa para hablar de cosas que el partido naranja combatió hasta ahora. La reconversión de Arrimadas alcanzará hasta donde Sánchez lo permita con sus juegos malabares en el alambre. Luego vendrá lo que los electores piensen de ello. Ciudadanos, sin embargo, tendría que empezar a preocuparse: la única encuesta que le otorga una mejoría parlamentaria es curiosamente la del CIS, que por encima de cualquier previsión mantiene el objetivo de ensanchar la voluntad gubernamental. Hasta el punto de reflejarse en ella la irrealidad de que los españoles se muestren mucho más satisfechos con la economía ahora que antes de desencadenarse la pandemia y de que todos los indicadores señalaran a este país como una víctima propiciatoria de la crisis por encima de sus socios europeos. Cuando cientos de familias sacudidas por la pobreza son empujadas a los bancos de alimentos, o se encuentran contra las cuerdas por el retraso en los pagos de los ERTE. Para llegar a este grotesco resultado, Tezanos formula la pregunta del modo que considera oportuno: "¿Cómo ve usted la situación económica al margen del coronavirus?" Es decir, ¿cómo ve usted el mar al margen del agua? Él mismo ha admitido que no hay que confiar en las encuestas. Desde luego que no, si es con las formulaciones del CIS.

Compartir el artículo

stats