12 de julio de 2018
12.07.2018

Dos de mayo

12.07.2018 | 02:45
Dos de mayo
"Oigo Patria tu aflicción y escucho el triste concierto que forman tocando a muerto la campana y el cañón... Guerra gritó ante el altar el sacerdote con ira , guerra gritó la lira con indómito cantar..."

Con este poema Bernardo López García, gran poeta del siglo XIX, describía el orgullo de un pueblo que a pesar de estar en la miseria declaró la guerra a Napoleón que tenía conquistada a media Europa. El orgullo de los españoles. Los Alcaldes de Móstoles, pequeño pueblo cercano a Madrid, así lo hicieron el dos de mayo de 1812. Un cuadro de Goya en el que refleja los fusilamientos perpetrados por los franceses contra los españoles también se denomina Dos de Mayo, pudiéndose admirar en el Museo del Prado. Pero lo fantástico del caso es que los españoles ganamos la guerra contra Napoleón. El pueblo entero luchó, si un español se encontraba en la calle con un francés, éste era liquidado. Napoleón perdió por primera vez en su vida una batalla. La batalla de Bailén en el mes de julio de 1808. Posteriormente cuando los españoles quisieron intercambiar presos políticos Napoleón se negó a ello, diciendo que si habían perdido una batalla que se atuvieran a las consecuencias. Así los presos de la batalla de Bailén se internaron en Cabrera, que fue el primer campo de concentración que ha habido en el mundo, con todas las desgracias que los mallorquines principalmente conocemos, pues la isla no producía nada, no había casi agua y se recibían una vez a la semana alimentos en un llaüt que se había de enfrentar con, los temporales del mar, lo que dio lugar a casos de canibalismo.

Hoy la sociedad es distinta, ha ido evolucionando, gracias a la inteligencia del hombre. Nos regimos por un sistema político que es la democracia, que es el menos malo de los sistemas, a través del cual la mayoría es la que gobierna. Sin embargo el orgullo español, al que nos referíamos, hace que dos partidos políticos rivales no puedan gobernar juntos, después de haber acordado la forma en que lo harán, como ocurre por ejemplo en Alemania. Es el orgullo español que hizo vencer a Napoleón sin casi medios en el siglo XIX.

* Exdecano del Colegio de Abogados de Balears (ICAIB)

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Lo último Lo más leído
Enlaces recomendados: Premios Cine