Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Matías Vallés

Camps va al banquillo por seguir el modelo de Matas con Calatrava

El colmo de la corrupción sería que la primera condena de Francisco Camps le llegara de la mano de James Matas. Así lo pretende el fiscal Anticorrupción valenciano, Vicente Torres, que ha solicitado el procesamiento del expresident de la Generalitat levantina por sus manejos con Bernie Ecclestone para conseguir la Fórmula 1. En el escrito de acusación, la fiscalía ampara su petición en la sentencia de la Audiencia de Palma contra el ministro mallorquín de Aznar, porque "llegó a un acuerdo verbal con el arquitecto Santiago Calatrava para la construcción de un edificio destinado a la ópera".

Es decir, la ópera tóxica del valenciano Calatrava en Palma puede sentar en el banquillo al también valenciano Camps en Valencia. La justicia poética reparará la injusticia absolutoria de la trama levantina del caso Infanta. Para acusar, el fiscal recoge textualmente la conclusión de la Audiencia palmesana, según la cual Matas "actuó con un sentido patrimonial del cargo que ocupaba y asumió atribuciones que no le correspondían, prescindiendo totalmente de las normas de contratación". En efecto, cuesta distinguir a cuál de los dos presidentes autonómicos se refiere.

Los dos provincianos mitómanos, embaucados ambos por el pelele Iñaki Urdangarin al que regalaron más de seis millones de euros, quedan enlazados de nuevo en el escándalo de la Fórmula 1. El fiscal valenciano se remite otra vez a la Audiencia palmesana, cuando concluye que Matas "perseguía con la presentación de la ópera un golpe de efecto electoral". En paralelo, Ecclestone decretaba en Valencia en 2007 que solo se disputaría la carrera si el PP ganaba las autonómicas en ciernes.

Al inspirarse en la condena de la Audiencia al ministro de Aznar, la fiscalía Anticorrupción confirma que Matas fue el modelo de los gobiernos autonómicos y estatales del PP. La condena por prevaricación en el caso Calatrava ascendió a siete años de inhabilitación, la cárcel se reserva para los raperos. Si quieren cerrar el circuito, recuerden que el político mallorquín preso en Aranjuez también planeaba la importación de la Fórmula 1 a Mallorca.

La desaparición del PP de las instituciones mallorquinas no ha tenido efectos reseñables, la izquierda también toma a Matas como modelo. Así, la labor urbanizadora del Consell ultraprogresista de Mallorca no se limitará a la construcción de autopistas que hasta el president preso consideraba excesivas. La Comisión de Patrimonio de la citada institución megaizquierdista acaba de allanar el camino legal para que el magnate Richard Branson pueda levantar un hotel en la finca de Son Valentí en Banyalbufar. Recuerde dónde leyó antes que el multimillonario había recuperado sus posesiones mallorquinas, con los propósitos ahora desvelados y que se materializarán gracias a la colaboración de PSOE, Més y Podemos.

Si la final de Roland Garros fuera contemplada por un marciano, por ejemplo el decapitado Màxim Huerta, pensaría que Rafael Nadal es el jugador en ascenso y Dominic Thiem el tenista en declive. Y solo dos días después de París, Florentino Pérez anunciaba el fichaje de Julen Lopetegui, para amortiguar el impacto de la condena a los Borbón Urdangarin. Demasiadas coincidencias.

¿Cuál es el papel del clan Nadal en la contratación del entrenador insolvente pero hermano de José Antonio Lopetegui, administrador de empresas del campeón invencible de Roland Garros y con sociedades en Barbados? (Creía que este interrogante no se cerraba nunca). Por no hablar de Miriam Lopetegui, apoderada también de empresas vinculadas al campeón y administradas por Sebastián Nadal, padre del tenista. En la presentación del Lopetegui insulso y llorón, Florentino Pérez proclamó que el Madrid es más importante que España. Solo podemos asentir.

El nombramiento de la secretaria de Estado de Turismo es una gran noticia para Bel Oliver. Su única consigna es lo que mande el partido, su único objetivo es mantener un cargo público a cualquier sueldo. Enemiga visceral de la transparencia, no le recuerdo ni una sola declaración interesante desde que hace veinte años fue incorporada por Celestí Alomar, como secretaria general técnica silente de su conselleria. Refuerza la imagen del PSOE como una formación anticuada, en extinción. Será celebrada por los hoteleros, no hay más que añadir. Por fortuna, el Gobierno carece de responsabilidades en Turismo. Si esto es todo lo que el Govern ha arrancado de la revolución de Pedro Sánchez, contra Rajoy vivíamos mejor. En fin, Màxim Huerta dimite por un pleito cerrado, y Andreu Alcover continúa de portavoz socialista en el Parlament como imputado vigente en la Audiencia Nacional.

Las plantas bajas de Son Espanyolet que configuran el hotel camuflado de un noruego emprendedor, disponen de máquinas expendedoras de bebidas alcohólicas. Vean McQueen, donde el verdadero protagonista no es el diseñador gordinflón sino su inseparable Sebastián Pons, el Rupert Everett mallorquín. El último desfile del inglés es una de las obras de arte más impresionantes del siglo, una despedida en la cima del abismo. El único error del documental consiste en mostrar fugazmente obra de John Galliano. Si dedicas una exposición a Matisse, ni se te ocurra incluir un Picasso, que oscurecerá por completo a su gran rival.

Reflexión dominical intimísima: "La esencia de la pareja no surge de compartir cama, sino cuarto de baño".

Compartir el artículo

stats