15 de junio de 2018
15.06.2018
Tribuna

Proteger los derechos de las personas mayores

15.06.2018 | 02:45
Proteger los derechos de las personas mayores
La sociedad mundial envejece y lo hace a un ritmo mucho más alto en los países más desarrollados. Sin duda, el envejecimiento progresivo de la población supondrá uno de los mayores retos de la historia moderna, ya que estamos hablando de una auténtica reorganización de la sociedad, tal y como la conocemos hoy día. En el año 2050 la tasa actual de personas mayores de 65 años se doblará en España y con ella las problemáticas asociadas al envejecimiento, como por ejemplo, el número de personas mayores maltratadas y abusadas.

La Asamblea General de las Naciones Unidas, en su resolución 66/12, declaró el 15 de junio como Día Mundial de la Toma de Conciencia del Abuso y Maltrato en la Vejez para visibilizar el sufrimiento que padecen un porcentaje cada vez más alto de personas mayores en todo el mundo. Existen muchas formas de abuso y maltrato a las personas mayores: físico, psíquico, sexual, por negligencia, institucional o el provocado por un abuso económico y, aunque todavía no disponemos de los estudios necesarios para saber exactamente su alcance (existen cifras que lo sitúan entre el 3% al 10% de la población mayor, incluso más), lo que sí sabemos es que se trata de un problema creciente como consecuencia del envejecimiento progresivo de la población y la invisibilización histórica que ha sufrido en las diferentes culturas y sociedades.


El problema del abuso y el maltrato en la vejez se puede combatir utilizando dos estrategias diferentes pero igualmente complementarias. La primera y más inmediata, es que para afrontarlo debemos visibilizarlo y, de esta manera, poder articular recursos y servicios comunitarios en torno a la resolución del problema. La segunda, se basa en que el proceso de envejecimiento tiene profundas consecuencias en la preservación de los derechos personales por lo que debemos trabajar en el reconocimiento y protección de los derechos y libertades específicos del colectivo de personas mayores.

Para hacer visible lo invisible, debemos tener claro que tenemos que generar la confianza suficiente en las víctimas y en la sociedad en general para salir del silencio típico que se produce ante este tipo de comportamientos. Para resolver el problema necesitamos estudiarlo a fondo, sensibilizar a la sociedad, informar a las posibles víctimas, apostar por la profesionalización de los cuidados, coordinar todos los servicios públicos entorno a la persona y, sobretodo, dar las suficientes garantías como para que cualquier persona que se considere víctima de abusos o maltrato tenga la certeza de que después de la denuncia va a tener una respuesta adecuada.

Pero hacer visible lo invisible no basta si lo que queremos es construir una nueva sociedad, donde las personas mayores pasen de ser consideradas como meras beneficiarias de prestaciones de asistencia social a verdaderos sujetos de derecho. Actualmente, muchos de los derechos de las personas mayores o no están recogidos en ninguna legislación específica o simplemente están dispersos en múltiples normativas, lo que prácticamente imposibilita su ejercicio.


Para abordar problemáticas como el empobrecimiento económico por cuestiones relacionadas con el envejecimiento, la discriminación de las mujeres en nuestra sociedad por cuestiones de edad o el derecho de todas las personas mayores a decidir y formar parte activa de su propio proceso de envejecimiento, debemos ofrecer respuestas integrales. Para ello, se hace imprescindible el blindaje constitucional de algunos de estos derechos y la aprobación de leyes integrales de protección a las personas mayores.

Si de verdad queremos proteger a nuestras personas mayores, debemos promover una nueva sociedad que pueda ofrecer un auténtico modelo de oportunidades donde los derechos de las personas mayores estén por encima de todo, un modelo basado en el respeto por la autonomía personal, la libertad de elección y la potenciación de las capacidades.

* Vicepresidente Institut Mallorquí d´Afers Socials y secretario de ideas y programas del PSIB-PSOE

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine