Cuando parecía que la guerra mediática y judicial entre los excolaboradores de 'Sálvame' y Telecinco había terminado todavía faltaban capítulos para explicar qué sucedió para que Kiko Matamoros explotara en contra de la organización de 'Supervivientes' tras el trato que según él mismo recibió su hija Laura Matamoros.

La concursante de esta edición y de la que tanto revuelo causó su expulsión tras el mensaje que Laura ponía en sus redes sociales explicando que había roto relaciones con el programa presentado por Jorge Javier Vázquez.

 En él, su hija, Laura Matamoros, antes de su repesca, menciona a Jaime Guerra, directivo de Mediaset, y revela que ya conocía su regreso al concurso: "¿Por qué no te reconcilias con Jaime Guerra, que allí te espero (en Honduras)? (...) Dile a Diego que necesitamos hablar con él. Ya sé como está un poco todo, pero hay que movilizar antes de que entre."

El ataque de Kiko Matamoros al defensor de su hija Laura en 'Supervivientes': "Sólo se me ocurre un defensor peor" Prensa Ibérica

Además, el colaborador no ha dudado en advertir a sus antiguos compañeros: "No echéis pulsos, porque los vais a perder todos. Yo puedo demostrar que es verdad todo lo que he dicho y sin dar los nombres, porque han sido dos personas que estaban en Honduras, que no son ningún técnico ni nada, es gente con alta capacidad directiva, y con peso de tomar decisiones en el concurso".

La decisión de Laura tras su expulsión de 'Supervivientes'

Te puede interesar: