Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Polémica

La jefa de Salud Pública valenciana se saltó el cierre perimetral para ir al concierto de Love of Lesbian

La Generalitat valenciana defiende el desplazamiento de Isaura Navarro por motivos profesionales

Isaura Navarro. Ariana Román

La visita de una delegación de la Comunidad Valenciana al concierto del grupo Love of Lesbian en Barcelona ha desatado la polémica, al menos entre la oposición política. El evento, que reunió a 5.000 personas, fue organizado el pasado sábado en el Palau Sant Jordi. Se trataba de un experimento piloto para comprobar la planificación de un festival en un recinto cerrado y, según los organizadores, con todas las garantías de seguridad sanitaria. Todo ello en un contexto de pandemia. Entre los asistentes se encontraba la secretaria autonómica de Salud Pública, Isaura Navarro (Compromís); y ha sido su participación la que ha despertado la furia del PP, que la ha puesto en el ojo del huracán. Los de Isabel Bonig exigen su cese fulminante por saltarse, dicen, el cierre perimetral en vigor, mientras ella defiende que acudió allí a trabajar, no de fiesta.

No era ningún secreto que Turisme Comunitat Valenciana había organizado junto con la Consejería de Sanidad y promotores musicales una visita al concierto piloto Festivales por la Cultura. Así lo informó ese mismo día la Generalitat, que dio el nombre de algunos de los integrantes de esta delegación. El desplazamiento se publicitó, además, en las redes sociales institucionales, que documentaron desde la salida del autobús con la expedición valenciana hasta el dispositivo sanitario para practicar test de antígenos a todos y cada uno de los asistentes. En definitiva, un protocolo pionero en Europa que posibilitó, tras un año de coronavirus, celebrar de nuevo un concierto masivo, con mascarilla pero sin distancias.

Visto el espectáculo organizado en Barcelona, el PP ha puesto en entredicho los motivos del desplazamiento de la secretaria autonómica al evento, que es en definitiva la número dos de la Conselleria. Este martes, el diputado José Juan Zaplana fue taxativo a la hora de exigir a Ximo Puig que destituya a Navarro por "saltarse el cierre perimetral e irse de conciertos a otra comunidad animando con su ejemplo a la insumisión de las normas Covid dictadas por el Consell valenciano". Advirtió, además, de que su grupo parlamentario pedirá explicaciones en las Cortes para saber cuánto han costado sus "vacaciones musicales" y quiénes la acompañaron.

Navarro, por su parte, aseveró que fue un desplazamiento estrictamente profesional. "Solo fuimos para conocer el protocolo y ver el funcionamiento", aseguró a este periódico. Explicó que se mantuvieron reuniones con los organizadores, con científicos y con responsables del departamento de Cultura y que en ningún momento accedió ni siquiera a la pista. Todo ello, argumenta, como parte del trabajo para "buscar protocolos para reactivar el sector garantizando la seguridad". Tanto fuentes de la Consejería de Sanidad como la vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra, coincidieron en que el viaje se produjo estrictamente por motivos laborales.

Turismo busca fórmulas para volver a organizar festivales con seguridad

El secretario autonómico de Turismo, Francesc Colomer, quiere poner en marcha una mesa de trabajo para abordar cómo se puede planificar la vuelta de festivales y eventos musicales en la Comunidad Valenciana. La organización de la experiencia piloto en Barcelona podría ofrecer algunas de las claves de las medidas necesarias a implementar, si bien primero se tendrá que conocer el resultado del estudio científico realizado a partir del evento con Love of Lesbian. La organización de dicho concierto ha requerido de un importante movilización de personal sanitario, tanto para los test de antígenos como para las posteriores labores de rastreo. Eso es algo que, hoy por hoy, hace inviable imitar ese modelo por su elevado coste para los promotores de este tipo de eventos.

Compartir el artículo

stats