13 de enero de 2020
13.01.2020
Nuevo Ejecutivo

Así prometieron el cargo ante el Rey los 22 ministros del Gobierno de Pedro Sánchez

Los jefes de las diferentes carteras, entre ellas cuatro vicepresidencias, tomaron posesión

13.01.2020 | 07:54
Los nuevos ministros prometen sus cargos

Los 22 miembros del Gobierno de Pedro Sánchez han prometido este lunes sus cargos ante Felipe VI, en una ceremonia sin símbolos religiosos y en la que todos han prometido lealtad al Rey y guardar y hacer guardar la Constitución, sin ninguna variación significativa en la fórmula de promesa establecida por ley.

Si hace un año y medio el primer Gobierno de Sánchez innovó con la promesa y empezó a hablar de "Consejo de Ministros y Ministras", ésta vez se han escuchado tres opciones diferentes: el "Consejo de Ministros", la fórmula mixta y "Consejo de Ministras", que es lo que han dicho las dos propuestas por Podemos: Yolanda Díaz e Irene Montero.

Así, los ministros de Unidas Podemos sí han hecho algún gesto para marcar perfil: el vicepresidente de Derechos Sociales y secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, y el titular de Consumo y coordinador federal de IU, Alberto Garzón han acudido a la cita sin corbata, como es habitual, también cuando van al Palacio de la Zarzuela. Ambos llevaban también en la solapa de la chaqueta un pin antifascista: un triángulo rojo invertido para recordar la marca de los presos políticos en los campos de concentración nazis.

Irene Montero recoge su cartera./ Vídeo: Agencia ATLAS - Foto: José Luis Roca

Iglesias y Garzón han prometido guardar el secreto de las deliberaciones del "Consejo de Ministros y Ministras", pero también lo han dicho así varios ministros propuestos por Sánchez, como Arancha González (Exteriores), Luis Planas (Agricultura), Salvador Illa (Sanidad) y Carolina Darias (Política Territorial).

Sí llevaba corbata, en cambio, el ministro de Universidades, Manuel Castells, último en prometer su cargo y el único de los propuestos por Podemos que ha inclinado claramente la cabeza ante el Rey antes de prometer su cargo.

En la inclinación de cabeza tampoco ha habido uniformidad -unos lo han hecho antes, otros después, otros en ningún momento-: desde el saludo casi marcial del ministro de Agricultura, Luis Planas, hasta los reiterados gestos de la de Hacienda, María Jesús Montero. Alberto Garzón también ha saludado con una inclinación de cabeza tras cumplir el trámite de la promesa.

Foto de familia

La ceremonia ha durado poco menos de media hora, desde la lectura de los decretos de nombramiento hasta la foto de familia, en la que se ha visto al Rey bromeando con Yolanda Díaz, probablemente sobre lo alto que es el jefe del Estado, ya que a ella le tocaba colocarse justo detrás. Después, aplausos y conversaciones informales entre ellos. Al Rey se le ha podido ver charlando con los vicepresidentes Carmen Calvo y Pablo Iglesias, entre otros.

Los miembros del Gobierno han tomado posesión posando su mano derecha sobre la Constitución abierta por el artículo 100, el que establece que corresponde al Rey nombrar y separar a los miembros del Ejecutivo a propuesta de su presidente. La mayoría han leído la fórmula colocada sobre la mesa, salvo Pedro Duque, que la ha recitado de memoria y ha olvidado precisar que la Constitución es "la norma fundamental del Estado". A Yolanda Díaz, muy sonriente durante todo el acto, se la ha visto guiñar un ojo tras prometer.

Después de la promesa, todos ellos han saludado uno a uno al jefe del Estado, que les ha deseado suerte y les ha dado la enhorabuena. Aquí la anécdota la ha protagonizado la titular de Política Territorial, Carolina Darias, que ha tropezado con la alfombra.

Ante los poderes del Estado

Junto al Rey, en la ceremonia han participado los máximos representantes de los tres poderes del Estado: el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez; las presidentas del Congreso y del Senado, Meritxell Batet y Pilar Llop, respectivamente; y los presidentes del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Carlos Lesmes, y del Tribunal Constitucional, Juan José González Rivas.

Asimismo, estaban presentes el jefe de la Casa del Rey, Jaime Alfonsín; el secretario general, Domingo Palomo y el jefe del Cuarto Militar, Juan Ruiz Casas.

El primero en prometer su cargo ha sido el ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, que acto seguido se ha colocado detrás del Rey para ejercer de notario mayor del Reino, y después el resto del Gobierno, en el orden que marca el protocolo: en primer lugar los vicepresidentes y después los titulares de los Ministerios en el orden en el que estos fueron creados.

La vicepresidenta, Carmen Calvo; el vicepresidente de Derechos Sociales y Agenda 2030, Pablo Iglesias; la vicepresidenta de Economía y Transformación Digital, Nadia Calviño; y la vicepresidenta de Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera. Después, la ministra de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, Arancha González; la de Hacienda, María Jesús Montero; la ministra de Defensa, Margarita Robles y el de Interior, Fernando Grande-Marlaska.

El siguiente ha sido el de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos; la de Educación, Isabel Celaá; la de Trabajo, Yolanda Díaz; la de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto; el de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas; la de Política Territorial, Carolina Darias; el de Cultura, José Manuel Rodríguez Uribes; el de Sanidad, Salvador Illa; el de Ciencia e Innovación, Pedro Duque; la de Igualdad, Irene Montero; el de Consumo, Alberto Garzón; el de Seguridad Social, Inclusión y Migraciones, José Luis Escrivá; y el de Universidades Manuel Castells.

Los de Podemos mantienen el escaño

Tras las promesas de los cargos, se ha conocido que los diputados de Unidas Podemos que van a formar parte del nuevo Gobierno de coalición con el PSOE, ya sea como ministros o como secretarios de Estado, no tienen intención por el momento de dejar sus escaños, según han informado fuentes del grupo confederal.

La única que sí tendrá que renunciar a su acta de diputada, por ser incompatible con su futuro cargo de delegada del Gobierno para la Violencia de Género, será la magistrada en excedencia Victoria Rosell, diputada por Las Palmas. El escaño irá a parar, si no hay renuncias, a la siguiente en la lista, la exdiputada Meri Pita, secretaria de Plurinacionalidad de Podemos.

De este modo, a excepción de Rosell, el resto de diputados de Unidas Podemos que entran al Gobierno no van a renunciar a sus actas, empezando por el secretario general de Podemos y nuevo vicepresidente segundo de Derechos Sociales y Agenda 2030, Pablo Iglesias.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!