27 de marzo de 2017
27.03.2017
Presunta adjudicación irregular

La Guardia Civil niega la cesión de uan casa a Serrano

Confirma que recibió una propuesta de permuta que desestimó por no considerarla de interés

27.03.2017 | 20:57
El actual director de la DGT, Gregorio Serrano.

La Guardia Civil ha asegurado que no ha adjudicado "ninguna" vivienda a la Dirección General de Tráfico porque desestimó la propuesta al no considerarla de interés para el Cuerpo. En este sentido, ha justificado la obra efectuada en el pabellón que se vinculó con el director de Tráfico, Gregorio Serrano, en el marco del plan de mantenimiento y mejoras de las viviendas del Instituto Armado que, sólo en 2016, tuvo un coste de tres millones de euros.

A través de un comunicado, la Dirección General de la Guardia Civil ha respondido 24 horas después a la polémica generada por la información que este domingo por la noche señalaba que Gregorio Serrano se había beneficiado de la "adjudicación a dedo y gratis" de una vivienda oficial de la Guardia Civil.

El Instituto Armado asegura que recibió una propuesta para una permuta y defiende que este tipo de práctica es "habitual entre diferentes instituciones y administraciones buscando el interés y beneficio mutuo". Para ello, cita el procedimiento legal de "cesión especial de uso" establecido en la Ley de Patrimonio de las Admistraciones Públicas.

La Guardia Civil detalla que: "el pasado 8 de febrero la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil solicita a la DGT ampliar el uso y disfrute de alguna de las instalaciones disponibles en el anexo al edificio principal que usa la Agrupación en Madrid".

"Ante esta petición el pasado 15 de febrero la Dirección General de Tráfico solicitó a la Dirección General de la Guardia Civil una permuta de esas instalaciones, a cambio de una vivienda oficial de la Guardia Civil". Según la G.C, esta práctica "es habitual" entre instituciones y busca el interés y beneficio mutuo.

Estudio de viabilidad


El comunicado sostiene que "una vez que la Guardia Civil realiza un estudio sobre la viabilidad de la propuesta, se desestima por no considerarse de interés para el Cuerpo".

Y agrega que se desestima, "a pesar de ser un procedimiento legal al existir una fórmula de "Cesión especial de uso, amparada en el Título IV, Art. 90 de la Ley 33/2003 de 3 de noviembre, del Patrimonio de las Administraciones Públicas".

En paralelo a estos trámites, prosigue el comunicado, "mientras que se realizaba el estudio técnico correspondiente de valoración de la permuta solicitada, se comienzan los trámites para llevar a cabo una reforma" sobre la vivienda.

Esta vivienda, pertenece a la Comisión Liquidadora del Patronato de Viviendas de la Guardia Civil, matiza la G.C.

El comunicado explica que son viviendas que ocupan en régimen de alquiler personal del Cuerpo en activo, retirado, así como sus viudas que cumplan con los requisitos vigentes.

"Una vez que se desocupan, dependiendo del estado en el que se encuentren (ésta en concreto -apostilla el comunicado- llevaba 50 años habitada sin haberse hecho ninguna reforma), se acondicionan y se introducen en el circuito de pabellones oficiales de la Guardia Civil".

Para la Guardia Civil, la obra debía realizarse de todos los modos y "al detectarse que se citaba el supuesto usuario final de la vivienda cuando no existía ninguna adjudicación de la misma, la Memoria fue modificada posteriormente el pasado 16 de marzo".

El comunicado concluye que "en ningún momento se ha realizado la adjudicación a la Dirección General de Tráfico de ninguna vivienda de la Guardia Civil", que recuerda que en 2016 invirtió más de 3 millones de euros en reformas de pabellones oficiales en toda España.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!