La red social Twitter España ya está limpiando la cuenta del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en la que en las últimas horas habían aparecido miles de seguidores falsos, todos ellos de supuesto origen árabe.

El equipo del presidente del Gobierno, que ha atribuido lo ocurrido a una "extraña campaña", ha escrito un nuevo mensaje en su cuenta, en el que informa de que mantiene su actividad habitual "a la espera de conclusiones".

Antes ya había informado de que "se está trabajando para averiguar quién está detrás de esta extraña campaña" mientras que Twitter España ha explicado que ya está suspendiendo "las cuentas falsas" que infringen las normas de la red social.

La cuenta de Rajoy había alcanzado casi los 560.000 seguidores esta mañana y había sumado decenas de miles en pocas horas, prácticamente todos ellos de un supuesto origen árabe, en realidad falsos.

Se trata de los denominados "bots", perfiles irreales que suelen comprarse como seguidores para mejorar el posicionamiento de una cuenta en la red social.

En este momento el número de seguidores de la cuenta del presidente ha bajado hasta los 552.000.

Ya esta mañana el equipo que gestiona la cuenta de Rajoy emitía un mensaje que daba la bienvenida "a gente real" con la etiqueta #NoBots, que se ha convertido en tendencia en España.

Posteriormente, con la misma etiqueta, ha informado de que se está trabajando para averiguar lo ocurrido y que mantiene la actividad habitual a la espera de conocer las conclusiones.

Fuentes del Ejecutivo consultadas por Efe se han limitado a confirmar la apertura de la investigación sin dar más explicaciones.

Sobre este incidente ha sido preguntada la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Ministros.

Sáenz de Santamaría se ha limitado a confirmar que el equipo de redes sociales del presidente ha pedido a Twitter que investigue lo sucedido y que se trata de una cuestión ajena al Gobierno.