CiU ganaría, sin mayoría absoluta, las elecciones en Cataluña al obtener 63-64 de los 135 diputados que componen su Parlamento, el PSC conseguiría 19 y el PP 16-17, según una encuesta electoral que ha publicado hoy el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS).

Según el sondeo, ERC lograría 17 escaños; 11, ICV-EUiA; 7, Ciudadanos y uno SI.

Hasta ahora el Parlamento estaba compuesto por 62 diputados de CiU, 28 del PSC, 18 del PP, 10 de ICV-EUiA, 10 de ERC, 4 de Solidaridad por la Independencia y 3 de Ciudadanos.

El sondeo preelectoral de Cataluña, de cara a las elecciones del próximo día 25, se hizo entre el 9 y el 29 de pasado mes de octubre a través de 2.983 encuestas.

CiU obtiene el respaldo del 36,8 por ciento del electorado; el 12,9 el PSC; el 11,1 ERC, una décima más que el PP; el 8,1 por ciento ICV-EUiA; el 6 por ciento Ciudadanos y el 2,1 Solidaridad por la Independencia.

El 37,2 por ciento de los entrevistados prefiere como próximo presidente de la Generalitat al actual, Artur Mas, a mucha distancia del resto de líderes que no superan el 7,1 por ciento de apoyo.

Ninguno consigue el aprobado, aunque el que más se acerca también es Mas, con un 4,99 de valoración, seguido de Oriol Junqueras (ERC) con un 4,86, y de Joan Herrera (ICV), con 4,80.

La peor valorada es la líder del PP, Alicia Sánchez Camacho, con un 2,14, y Albert Rivera (2,77), en tanto que el candidato del PSC, Pere Navarro logra un 3,44 y un 3,88 el de SI, Alfons López Tena.

Con toda seguridad irá a votar el 74 por ciento de los entrevistados, mientras que el 8,2 ya ha decidido que no acudirá el día 25 a las urnas y de los votantes más del 62 por ciento ya tiene decidido su voto.

Si ninguna formación puede gobernar en solitario, casi un 36 por ciento prefiere que se forme un Ejecutivo en el que participen CiU y ERC, mientras que casi el 17 opta por otro formado por CiU y el PSC, frente al 10,5 que elige un Gobierno con el PSC, ERC e ICV y un 8,9 por ciento que apuesta por CiU y el PP.

Un 77,3 por ciento cree que CiU va a ganar las elecciones, aunque solo le gusta esta posibilidad al 30,8 de los encuestados.

La política que ha llevado la Generalitat la aprueba el 36,5 por ciento y la desaprueba casi el 52 por ciento y, en concreto, la gestión de su presidente, Artur Mas, es calificada de regular por el 31,5; de mala por el 24,2 por ciento y de buena por casi el 21 por ciento.

Para el 16,7 por ciento ha sido muy mala y muy buena para el 5,3.

Más del 59 por ciento cree que el paro es el problema más importante de Cataluña, a distancia de la economía (11,4 %) y de la financiación autonómica (7,9).

Para el 5,7 por ciento de los encuestados el primer problema es la sanidad, una décima más que el autogobierno, mientras que para el 4 por ciento lo es la educación.

Un 41,4% de los catalanes, a favor de la independencia

Por otra parte, según el CIS un 41,4 por ciento de los catalanes está a favor de un Estado en el que fuera posible la independencia.

A la pregunta sobre con qué formula alternativa de organización territorial del Estado están más de acuerdo los catalanes, el 26,1 por ciento asegura preferir aquel en el que las comunidades tengan más autonomía, frente al 16 por ciento que opta por un Estado autonómico como el actual.

Además, el 9,8 por ciento de los catalanes apostaría por un Estado con un único Gobierno central, y el 3,6 por ciento se decantaría por un Estado en el que las comunidades tuviesen menor autonomía.

Así se desprende de una de las preguntas formuladas en el Estudio Preelectoral de Cataluña elaborado por el CIS a partir de 2.983 entrevistas a ciudadanos con derecho a voto en las elecciones autonómicas del 25 de noviembre y residentes en Cataluña.

Además, más de la mitad de los encuestados, el 55,8 por ciento, asegura que no se considera nacionalista catalán, frente al 42,6 por ciento que responde que sí.

De quienes afirman haber votado a CiU en las elecciones de 2010, el 65,1 por ciento se considera nacionalista catalán frente al 34 % que dice no serlo.

En cuanto al resto de fuerzas, se siente nacionalista catalán el 20,7 % de los votantes del PSC y el 4,2 % de los del PP, frente a un mayoritario 87,7 % de quienes afirman que apoyaron en 2010 a ERC.

Según el estudio, el 37,6 por ciento de los encuestados dice sentirse "tan español como catalán" frente al 24,4 por ciento que se considera "únicamente catalán" y el 5,8 por ciento que se ve "únicamente español".

Además, cinco de cada cien encuestados se sienten "más españoles que catalanes" y una cuarta parte "más catalanes que españoles".

Una encuesta de la Generalitat sí pronostica la mayoría absoluta de CiU

A diferencia del CIS, otra encuesta conocida hoy y realizada por el Centro de Estudios de Opinión de la Generalitat (CEO) sí concede la mayoría absoluta a CiU, con entre 69 y 71 escaños, mientras que el PPC arrebataría al PSC el papel de segunda fuerza política en Cataluña, al obtener 18 o 19 diputados.

Este sondeo, a partir de 2.500 entrevistas realizadas entre el 22 y el 30 de octubre, se confeccionó después de las elecciones autonómicas en el País Vasco y Galicia, y en un momento preelectoral en Cataluña marcado por el debate soberanista.

Los socialistas catalanes, con 15 escaños, obtendrían, según esta encuesta, el peor resultado de su historia en unas elecciones catalanas, al perder casi la mitad de sus diputados actuales y superar sólo por uno a la que sería cuarta fuerza, ERC, que sube de 10 a 14.

ICV-EUiA se mantendría con 10 diputados, mientras que Ciutadans lograría formar grupo propio con seis escaños (doblaría su número ya que ahora cuenta con tres), Solidaridat se quedaría fuera del Parlament al no obtener ningún escaño, y queda la duda de si las CUP entrarían en la Cámara, al situarse en una horquilla de entre 0 y 3 diputados.

En todo caso, el sondeo señala que la suma entre los indecisos (el 29,5 %) y los que no han querido contestar qué opción política votarían (10,8 %) supera el 40 %, después de que este porcentaje ya se disparase hasta el 45 % en el último sondeo del CEO, de octubre pasado.

El director del CEO, Jordi Argelaguet, ha considerado hoy que ve "complicado" que CiU acabe perdiendo durante la campaña la mayoría absoluta que le arroja la encuesta, al tiempo que estima "bastante clavado" el resultado de 15 diputados que el sondeo indica para el PSC.

"Todas las encuestas muestran que los socialistas tienen realmente una situación complicada, pero no me entra en la cabeza que puedan caer más", ha señalado en este sentido.

Sobre la valoración de los líderes políticos, aprueban el presidente catalán, Artur Mas (5,82), el líder de Unió, Josep Antoni Duran Lleida (5,41), el candidato de ERC, Oriol Junqueras (5,34), el diputado de ERC en el Congreso, Alfred Bosch (5,05) y el candidato de ICV-EUiA, Joan Herrera (5,04).

El resto de candidatos a la Generalitat suspenden: el de Solidaritat, Alfons López Tena, con un 4,41; el del PSC, Pere Navarro, con un 3,66; el de Ciutadans, Albert Rivera, con un 2,79, y la candidata del PPC, Alícia Sánchez-Camacho con un 2,16.

Por otra parte, el CEO también indica que el 44,3 por ciento de los catalanes se definen como independentistas, diez puntos más que en junio.

El estudio indica que el independentismo ha crecido en pocos meses, ya que en junio, los secesionistas representaron el 34 por ciento de las respuestas, el federalismo estaba representado por el 26,7 y la continuidad del marco actual por el 25,4.