Amnistía Internacional (AI) consideró este lunes una "buena noticia" la absolución del juez Baltasar Garzón pero instó a las autoridades españolas a "hacer justicia" en España e investigar los crímenes de la Guerra Civil y el franquismo.

En un comunicado, la organización de defensa de los derechos, con sede en Londres, pidió que se inicien cuanto antes pesquisas sobre los delitos y abusos cometidos en esa "oscura época", como "ejecuciones extrajudiciales, tortura y desapariciones forzosas".

"Es un escándalo que España no haya abordado su oscuro pasado", declara en la nota el director de Justicia Internacional de AI, Marek Marczynski.

"Las noticias sobre el juez Garzón son un paso adelante. Sin embargo, lo que queremos ver a continuación es una investigación completa sobre el catálogo de abusos que tuvieron lugar durante la Guerra Civil y el régimen de (Francisco) Franco", afirma.

"No debe haber impunidad en España para esos horribles crímenes", añade el experto.

AI advierte de que aún no ha podido estudiar el detalle de la sentencia, pero expresa su preocupación a priori de que el argumento que contiene podría impedir a las víctimas de abusos de los derechos cometidos en el pasado "acceder a la justicia".

Amnistía Internacional insta a las autoridades a cumplir con sus obligaciones e investigar pasados crímenes al amparo de la legislación internacional.

El Tribunal Supremo español absolvió este lunes por mayoría a Garzón del delito de prevaricación del que estaba acusado por declararse competente para investigar los crímenes del franquismo.

El juez ha sido inhabilitado por once años -y, por tanto, expulsado por ese tiempo de la carrera judicial- por otro proceso sobre escuchas en el caso de presunta corrupción Gürtel.

Además, una decena de organizaciones de derechos humanos han celebrado la absolución de Baltasar Garzón en la causa por los crímenes del franquismo, aunque han recordado que sigue sin conocerse quién tiene la competencia para investigar los asesinatos cometidos durante la Guerra Civil y la dictadura.

En un comunicado conjunto, la Asociación Pro Derechos Humanos de España (APDHE) o la International Commision of Jurist, entre otras organizaciones, muestran su "profunda preocupación" por el "grave daño" causado a Garzón y al Poder Judicial en su conjunto desde la apertura del proceso.

"El juez Garzón nunca debería haber sido enjuiciado por el solo hecho de cumplir con la obligación jurídica de investigar graves violaciones de derechos humanos ocurridos en el pasado, de conformidad con la legalidad internacional", subrayan.

Las asociaciones han instado a las autoridades españolas a que garanticen de manera efectiva "verdad, justicia y reparación" para las víctimas de estos crímenes.

Por todo ello, reclaman al Tribunal Supremo que determine cuál es el tribunal competente para investigar estos hechos y asegure la reparación "para las 114.266 víctimas de crímenes de desaparición forzada y ejecuciones extrajudiciales" cometidas durante la Guerra Civil y el régimen franquista.

Además, la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) ha pedido a la Justicia que no deje de investigar los crímenes del franquismo.Así lo ha manifestado, en declaraciones a Efe, el presidente de la ARMH, Emilio Silva, después de conocer la sentencia que absuelve a Garzón del delito de prevaricación del que estaba acusado por declararse competente para investigar los crímenes del franquismo.

Según Silva, el fallo ratifica que Garzón no había cometido delito alguno por investigar los crímenes "más graves" perpetrados en España, que se traducen en los 113.000 desaparecidos sin identificar que hay en fosas comunes.

Tras señalar que aún no conoce los términos de la sentencia ni los argumentos esgrimidos por los ponentes, Silva ha lamentado que se hayan perdido tres años, los transcurridos en esta causa, que podía haber empleado la Justicia en actuaciones para ayudar a las víctimas de los delitos del franquismo.

La ARMH ha aprovechado para pedir al Supremo que, con carácter de urgencia, resuelva el conflicto de competencias que se produjo al haberse "rebotado" la causa del franquismo a diversos juzgados de toda España tras la inhibición de Garzón en la Audiencia Nacional.

Silva ha explicado que algunos juzgados han hecho "algo", otros han devuelto la causa a la Audiencia Nacional y otros "no han hecho absolutamente nada".

Por ello, a juicio del presidente de la ARMH, el Tribunal Supremo debe dictar "doctrina" común en este asunto y lo debe hacer con la "máxima urgencia".