07 de octubre de 2011
07.10.2011

Insólito despliegue de mossos para arrestar a seis ´indignados´ que se acababan de entregar

07.10.2011 | 02:21
Un despliegue policial nunca visto en la plácida Ciutat de la Justícia de Barcelona, con decenas de mossos armados hasta los dientes y cubiertos con pasamontañas, tomaron ayer el bar de los juzgados para detener, por orden de la Audiencia Nacional, a seis ´indignados´ que se habían entregado.
Los jóvenes formaban parte de un grupo de una decena de imputados por los actos de acoso a diputados del Parlament que decidieron presentarse en el juzgado de guardia de Barcelona para ponerse a disposición de la Audiencia Nacional y evitar así correr la misma suerte que los diez detenidos hasta ahora, que fueron detenidos y encerrados en los calabozos hasta que se les entregó la citación judicial.
Los antidisturbios retuvieron durante quince minutos, al pie de las escaleras que llevan a la cafetería, a varios abogados y a tres periodistas que cubrían la información, así como a un asombrado usuario de los juzgados que, sin comerlo ni beberlo, quedó atrapado tras el cordón policial cuando salía de testificar en un juicio.
Avisado por un abogado, el juez de guardia, que se encontraba fuera de las dependencias judiciales, se presentó entonces en la Ciutat de la Justicia, donde visiblemente irritado exigió a los responsables del operativo policial que acudieran a su despacho a darle explicaciones.
La operación causó estupor entre jueces, fiscales y funcionarios que en esos momentos estaban almorzando en el bar de los juzgados.
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine