El temporal de viento y lluvia, que hoy seguirá golpeando casi toda la península, especialmente la cornisa cantábrica, se ha cobrado hoy un muerto y un desaparecido en Galicia.

La víctima es el marinero jubilado, José Ramiro Fernández, de 73 años, quien ha fallecido en Burela (Lugo) al volcar el bote que pretendía cambiar de sitio. La lancha de Salvamento que intervino solo pudo recoger el cadáver.

Por otra parte, un pescador ha sido dado por desaparecido, posiblemente debido a un golpe de mar, cuando se encontraba pescando en la zona de Baldaio (A Coruña).

La borrasca que entró el lunes en la península está provocando vientos superiores a los 100 kilómetros hora, así como un fuerte oleaje, hasta más de 10 metros, que ha causado destrozos en paseos marítimos de Santander, Gijón (Asturias) Getxo y San Sebastián (País Vasco), y A Coruña (Galicia), así como rotura de cristales, caídas de árboles y la inundación de algunos bajos.

En el paseo marítimo del Sardinero (Santander), el temporal se ha llevado 50 metros de barandilla. Los bomberos y la Policía Local se encuentran desde esta madrugada en la zona, ya que la arena de la playa ha llegado a la carretera y dos edificios están anegados por el agua, aunque no hay heridos.

Los efectivos de emergencias también se encuentran retirando árboles y objetos que ha arrastrado o roto el temporal, como algunos bancos y papeleras de la zona.

En Getxo, el oleaje ha causado daños en setenta metros del muro del paseo de Ereaga. La zona más afectada ha sido la que se encuentra entre el Hotel Igeretxe y el edificio municipal de La Terraza, lugar este último donde las olas han llegado a superar, por momentos, la altura del edificio municipal y algunos cristales de la mampara exterior se han roto.

También el oleaje ha provocado en San Sebastián un socavón en la calzada y desperfectos de diversa entidad en el mobiliario urbano.

En Gijón, el río Piles se ha desbordado hoy cerca de su desembocadura, y ha ocasionado el corte de varios tramos del paseo marítimo del Muro, y en la playa de San Lorenzo, el oleaje ha arrancado quince metros de barandilla.

En A Coruña, el oleaje de más de diez metros, ha derrumbado cerca de 150 metros de balaustrada del paseo marítimo.

A excepción de Cataluña, toda la península está hoy con avisos rojos, naranjas o amarillos, dependiendo de la intensidad del viento y las lluvias.

También se esperan nevadas, entre hoy y mañana, a partir de los los 1.000/1.300 metros en Asturias, País Vasco, Navarra, la Rioja y Aragón.

Las previsiones para mañana miércoles muestran como se aleja poco a poco esta borrasca procedente del sur de Irlanda, que ha traído también un aire bastante frío, con temperaturas que han rondado los cero grados en algunas provincias del interior.

Será el jueves cuando comenzará un periodo de tiempo todavía anticiclónico, casi sin viento, con menos precipitaciones, prácticamente ninguna, y que durará por lo menos durante el fin de semana, según ha indicado a Efe Aemet.