09 de julio de 2008
09.07.2008

Carme Chacón anuncia el fin de la producción de las bombas de racimo en España

09.07.2008 | 02:00
La Asociación de Familias Afectadas por la Catástrofe del Accidente Aéreo Yak-42 expresó ayer su "satisfacción" por la apertura de juicio oral contra los tres militares que presuntamente falsearon 30 de las 62 identidades de los fallecidos en el siniestro, que tuvo lugar en Trabzon (Turquía) en mayo de 2003, y confiaron en que la vista aclare "quién dio la orden" de acelerar las identificaciones para la inmediata celebración del funeral de Estado.
En declaraciones a Europa Press, el presidente de este colectivo, Pacho González Castilla, señaló que la decisión del juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande-Marlaska de poner fin a la instrucción y enviar la causa a la Sala de lo Penal para que la juzgue "da la razón a las familias sobre un asunto que se archivó en varias ocasiones" y demuestra que sus sospechas "eran ciertas".
El presidente de la Asociación, que solicitó que el ex presidente del Gobierno José María y Aznar y los ex ministros de Defensa Federico Trillo y José Bono comparezcan en el juicio como testigos, destacó la necesidad de "aclarar quién dio la orden para celebrar los funerales de Estado dos días después del accidente, sin que se hubiesen realizado las identificaciones de forma correcta".
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine