El juez Ismael Moreno ordenó prisión incondicional e incomunicada para el etarra Gorka Lupiañez Mintegi, quien en el momento de su detención iba armado con una pistola procedente del robo de 350 armas en un almacén de Vauvert en octubre de 2006, según el magistrado.

El responsable del Juzgado Central de Instrucción número dos de la Audiencia Nacional, señalaron fuentes jurídicas, le acusa de los delitos de pertenencia a banda armada, tenencia ilícita de armas y falsificación de documentación oficial, ya que cuando fue arrestado el pasado día 6 en Berriz (Vizcaya) en un control de la Guardia Civil portaba documentación falsa.

Lupiañez compareció ante el juez Ismael Moreno, que decretó el secreto de las diligencias, y a cuyas preguntas y a las del fiscal de la causa, Juan Moral, se negó a contestar, por lo que el interrogatorio duró pocos minutos. Gorka Lupiañez realizaba tareas logísticas relacionadas con el "aparato militar" de ETA, según las investigaciones realizadas hasta el momento por el instituto armado.