En rueda de prensa junto al primer ministro italiano, Romano Prodi, Zapatero se mostró "plenamente convencido" de que si se confirma la autoría de los "dos sujetos", la tercera persona que participó en el atentado "sin duda alguna tendrá el mismo destino".

Como ya manifestó tras el atentado, Zapatero insistió en que si las investigaciones concluyen que los detenidos son los autores de los asesinatos "todo el peso de la ley y de la justicia caerá en ellos para siempre, tal y como exigen los ciudadanos, el Estado democrático y las leyes"

Zapatero fue informado en Nápoles, donde participa en la XV Cumbre hispano-italiana, de la detención de los dos presuntos etarras y también de la muerte de Fernando Trapero, el segundo guardia civil tiroteado en Francia.

Según manifestó, las detenciones de las dos personas hoy en Toulouse son fruto del "grandísimo esfuerzo" y de la colaboración de las policías francesas y española, por lo que trasladó su "más sincera felicitación" a las fuerzas y cuerpos de seguridad y al Gobierno galo.

Quiso citar en concreto al presidente francés, Nicolas Sarkozy, y a su ministra del Interior, Michèle Alliot-Marie, quien, según apuntó, ha estado en permanente coordinación con su colega español, Alfredo Pérez Rubalcaba, especialmente desde ayer por la noche.

No olvidó tampoco el apoyo que le mostró públicamente Prodi, quien consideró en la rueda de prensa que España "ya pagó y sigue pagando un precio elevado, hasta demasiado elevado para luchar contra el terrorismo" y garantizó a Zapatero y a todo el país la solidaridad del pueblo y del Gobierno italiano.

Prodi se unió así al pesar por el atentado que ha costado la vida a dos guardias civiles.

"Compartimos una misma línea en contra de ETA y en contra de cualquier forma de terrorismo", subrayó el primer ministro italiano.