La sección tercera de la Audiencia Nacional ordenó ayer detener al portavoz de Batasuna Arnaldo Otegi antes de que interviniera en una rueda de prensa convocada para las 12.00 horas para evitar de este modo que cometiera un nuevo delito, según informaron fuentes jurídicas.

Otegi, que ingresó en la prisión donostiarra de Martutene para cumplir una condena de quince meses de prisión por enaltecimiento del terrorismo, iba a comparecer a mediodía en un hotel de San Sebastián para hablar de los últimos acontecimientos políticos tras la confirmación por parte de la banda terrorista ETA de que volverá a cometer atentados.

Las fuentes consultadas recordaron que la condena confirmada ayer por el Tribunal Supremo se refería a un delito cometido por Otegi "desde una tribuna pública" -cuando intervino durante un homenaje al dirigente etarra José Miguel Beñaran, alias ´Argala´- y aseguraron que la orden de detenerle antes de que compareciera ante los medios de comunicación pretendía evitar que volviera a delinquir.