Familiares de los militares fallecidos en el accidente del Yakovlev-42 dijeron que durante la comparecencia del ministro de Defensa, José Bono, ante la comisión correspondiente del Congreso "se ha empezado por primera vez a hablar claro" sobre el suceso y la identificación de los cuerpos.

Ana Ochoa, pareja de hecho del malogrado sargento primero Miguel Ángel Algaba, y José Antonio Gracia, hermano de uno de los militares fallecidos y portavoz de la Asociación de Familiares del Yak-42 en Aragón, destacaron que "lo mínimo" que se puede pedir es que los militares implicados en las responsabilidades de la tragedia turca abandonen las Fuerzas Armadas, como propuso ayer Bono.

Además consideran que las declaraciones del ministro ratifican las tesis y demandas planteadas por los familiares de la víctimas sobre el "pésimo" modo en el que se informó sobre el accidente, se trató a los familiares y se realizó la identificación y repatriación de los cadáveres.

Dimisión de Trillo

Pidieron que el ex ministro Federico Trillo abandone su escaño de diputado y que "la Justicia actúe contra él" para que asuma sus responsabilidades. Además destacaron la importancia de conocer "quién dio las órdenes".