15 de julio de 2018
15.07.2018
Mundial 2018

Mundial 2018: Emmanuel Macron y la presidenta croata, ejemplo de deportividad

Ambos mandatarios se fundieron en un gran abrazo tras terminar la final del Mundial

15.07.2018 | 23:11
Macron y Grabar-Kitarovic alzan sus manos en el Estadio Luzhniki.

El presidente francés Emmanuel Macron y su homóloga croata, Kolinda Grabar-Kitarovic, dieron una lección de deportividad después de que el árbitro diera el pitido que convertía a Francia en nueva campeona del mundo. Ambos mandatarios se fundieron en un gran abrazo tras acabar la final del Mundial de Rusia.

Pero la deportividad fue más allá. Macron y Grabar-Kitarovic bajaron de la mano al campo y en la entrega de trofeos, la presidenta croata no dudó en abrazar y felicitar a los jugadores franceses.

La presidenta de Croacia abraza a Kylian Mbappé. Foto: AFP

Por su parte, Macron entró al vestuario de la selección croata, para felicitar a los jugadores pese a la derrota ante el conjunto nacional galo.

"Gran gesto del presidente francés Emmanuel Macron, que vino a felicitar a los jugadores de Croacia tras la final de la Copa del Mundo", publicó en su cuenta de Twitter la federación croata de fútbol.

Esta muestra de deportividad no impidió, sin embargo, que Macron celebrara efusivamente los goles del combinado galo, frente a la evidente decepción de Kolinda Grabar-Kitarovic.

Macron celebra uno de los goles de la selección francesa. A su izquierda, la presidenta croata. Foto: AFP

Junto a ellos en el palco estuvieron el presidente de Rusia Vladimir Putin y el presidente de la FIFA, Gianni Infantino.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Ver calendario completo