El Govern balear ha remitido un escrito al Ayuntamiento de Inca solicitando información actualizada sobre las medidas de tráfico y movilidad evaluadas por los técnicos municipales junto a la Policía Local para "poder implantarlas en las zonas de los colegios, dentro del plan de mejora municipal de la calidad del aire de Inca".

El requerimiento va acompañado de unos datos extraídos del informe de las mediciones efectuadas en la Gran Vía de Colón entre abril y junio de 2013. En ese informe se destaca que los niveles medios de emisión de dióxido de nitrógeno "entran comprendidos entre 38 y 44 microgramos por metro cúbico de aire, cuando "el valor límite establecido para este contaminante es de 40 microgramos por metro cúbico.

David Abril (Més), exdirector general de Cambio Climático, sostiene que "es la media más elevada de Mallorca, sobrepasa los niveles de las avenidas de Palma".

Andreu caballero, concejal de Mes per Inca, puntualiza que "se tiene que redactar un plan de calidad del aire, todavía no está hecho a pesar de que se han efectuado ya tres campañas de medición y en todas ellas se ha indicado el elevado nivel de contaminantes".

El Ayuntamiento de Inca ha reconocido en reiteradas ocasiones que una media de 35.000 vehículos cruza la ciudad. Esta cifra es la que esgrime para justificar la necesidad de construir una vía de circunvalación por el extremo norte de la ciudad". Ayer, Rafel Torres, alcalde de Inca, reconoció que efectivamente "los índices de contaminación procedentes del tráfico son preocupantes pero todo se resolverá cuando se pueda sacar todo ese tráfico fuera".

Caballero sostiene que "esa es una de las medidas pero que no basta. Es preciso actuar rápido y de forma efectiva porque estamos jugando con la salud de los vecinos".