05 de septiembre de 2012
05.09.2012
La oposición

Denuncian que Mallorca será el basurero de Europa si llegan residuos de fuera

Los licenciados en Ciencias Ambientales dicen que esta opción no se puede plantear en un ecosistema insular frágil

05.09.2012 | 13:21
El Govern quiere traer residuos de fuera a Son Reus.
Rechazo total de los partidos de la oposición a la propuesta del PP de que Son Reus incinere residuos de otros países para amortizar la planta incineradora. Así, tanto los socialistas como la coalición del PSM coinciden en que la enmienda del PP a la Ley de medidas urgentes de activación económica en materia de industria y energía convertirá Mallorca en el "basurero de Europa".
La portavoz socialista en el Parlament, Francina Armengol, aseguró ayer que la medida planteada por el PP es una política equivocada que "ningunea a la comunidad". Además criticó que la iniciativa del PP da una "imagen errónea" de la isla y no ayuda a nuestra economía. Así, recriminó que el expresidente Gabriel Cañellas abogara por que Balears fuera la segunda residencia de Europa, lo que dio lugar a la "burbuja inmobiliaria". En cambio, prosiguió la socialista, el actual presidente prefiere "convertir la isla en un vertedero".
En la misma línea, la consellera insular del PSM-IV-ExM, Magdalena Palou, calificó ayer de "chantaje intolerable" que el PP quiera "convertir Mallorca en el basurero de Europa con la excusa de que si no lo hacen, deberán subir la tasa de incineración de residuos". "Ya está bien, no podemos consentir quemar al turismo para ser la incineradora de Europa", añadió. Asimismo, criticó que los conservadores "ponen los negocios de sus amigos por delante del bienestar de los mallorquines y de nuestra industria más importante que es el turismo".

"Necesidad imperiosa"
Palou recordó que en 2007 el PP de Jaume Matas amplió la concesión de la gestión de residuos en Tirme por 400 millones de euros y aprobó la instalación de dos hornos crematorios que en ese momento, afirmó, "se vendieron como una necesidad imperiosa". Ahora, añadió, "se ha demostrado que sobran para asumir la producción de residuos de Mallorca". Por ello, la consellera insular sentenció que ese hecho "demuestra la mala gestión, la incompetencia y la irresponsabilidad del PP". La coalición defenderá en el pleno de la próxima semana una moción que aboga por no subir la tasa de incineración en 2013, mantener el compromiso de no importar residuos de fuera y revisar las cláusulas del contrato de Tirme.
La Asociación de Licenciados en Ciencias Ambientales de Balears dejó claro ayer que en la isla "cuanto más se recicla, más cara es la tasa de residuos". Ante la enmienda del PP, estos profesionales afirmaron que "en un ecosistema insular frágil como el nuestro, la opción de importar residuos del continente europeo ni siquiera se debería apuntar".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!