La Sección Primera de la Audiencia Provincial de Palma sigue esta semana con el juicio del caso Cursach, en el que los abogados de la defensa seguirán planteando sus cuestiones previas.

Esta semana sólo habrá dos sesiones, la de este lunes y este miércoles. Ambas comenzarán a las 09.45 horas y en ellas se continuará con las alegaciones de los letrados de los 17 acusados que siguen en el banquillo después de que el primer día, el Tribunal absolviera a seis de los 24 inicialmente encausados --uno de ellos, el agente Miguel Estarellas ha fallecido--.

De este modo, después de que tanto Fiscalía como acusación particular retiraran sus cargos y la defensa pidiese su absolución, el ex director de la discoteca Tito's Jaime Lladó, el trabajador de Tito's Arturo Segade, el ex policía Antoni Bergas, la ex directora general de Turismo Pilar Carbonell, el funcionario de la Conselleria de Turismo Bernardí Seguí y el funcionario del Ayuntamiento de Palma Julián Garau pudieron abandonar la Sala.

Antes de que acabase la sesión del pasado jueves, la magistrada Samantha Romero, que preside la Sala, solicitó a los abogados que "en la medida de lo posible" acabasen con sus exposiciones esta semana para después parar el juicio unos días, valorar las cuestiones y emitir un auto resolviéndolas.

En los primeros cuatro días de juicios, los abogados de la defensa que han intervenido en la Sala han basado sus peticiones principalmente en la absolución de sus representados, la nulidad de la instrucción judicial y la suspensión de la apertura de juicio oral. Incluso, algunos han señalado el miedo o el terror soportado por algunos de los justiciables en los primeros años de la investigación.

Con un escrito del Ministerio Fiscal en el que se rebaja las peticiones de penas para algunos de los acusados como, por ejemplo, el empresario de ocio nocturno Bartolomé Cursach y su 'mano derecha', Bartolomé Sbert, quienes se enfrentan a una pena de prisión de un año y medio de cárcel y tres años y medio, respectivamente, el primero en exponer sus peticiones fue el abogado de Cursach, Enrique Molina, quien solicitó el martes, durante la segunda jornada del juicio, la absolución de su representado por las irregularidades en la instrucción.

En su exposición, el letrado abundó en cuatro cuestiones del caso. De este modo, señaló "las anomalías" en la fase de instrucción del caso llevada a cabo por el juez Manuel Penalva y, posteriormente, el magistrado Miguel Florit. Cabe recordar que ambos serán juzgados por el Tribunal Superior de Justicia de Baleares (TSJIB) por diversos delitos como coacciones, obstrucción a la justicia y detenciones ilegales.

Entre martes y miércoles, el abogado de Sbert, Antonio Martínez, exigió, en un extenso relato de siete cuestiones previas, la nulidad de toda la instrucción judicial y la expulsión de las acusaciones particulares, así como señaló la vulneración del derecho a un juez imparcial.

El letrado, al final de su exposición, presentó una serie de vídeos y documentos que solicitó a la Sala que puedan ser expuestos. En concreto, uno de ellos es la declaración que Bartolomé Sbert hizo ante el juez Penalva en noviembre de 2017.

En la última jornada, la del jueves, los abogados Jaime Campaner, Eduardo Morey y Daniel Rodríguez Rincón expusieron sus planteamientos ante la Sala en representación de los acusados Joan Miquel Mut, Bartolomé Capó, Nicanor Góngora y Gabriel Torres, todos de la Policía Local de Palma y la Patrulla Verde.

Durante la misma, Fiscalía aclaró que el ex jefe de la Policía Local de Palma Joan Miquel Mut sólo está acusado de prevaricación y no de omisión de perseguir delito.

Igualmente, entregó las declaraciones por escrito y en formato PDF de cinco acusados --Bartolomé Capó, Carlos Vallecillo, Carlos Tomás, Tomás Mas y Daniel Montesinos-- después de que el abogado de la defensa del subsinspector de la Patrulla Verde de la Policía Local de Palma, Bartolomé Capó, plantease, en sus cuestiones previas, que "nunca ha declarado en esta causa".

Todas las defensas se opusieron en bloque a que sean admitidas. La magistrada Romero, sin embargo, subrayó que no tenía previsto que ocurriera: "Yo ya no puedo aseverar nada".

En directo

Última actualización 13:58

Hasta aquí la retransmisión, que retomaremos cuando el tribunal reanude las sesiones. Muchas gracias por la atención. Siga toda la actualidad en www.diariodemallorca.es.

Concluye el trámite de aportación de pruebas y, con ello, la sexta sesión del juicio. La vista queda suspendida ahora hasta que el tribunal resuelva en un auto la avalancha de cuestiones previas que han planteado las partes. La sala debe decidir, para empezar, si el juicio se celebra o si estima las peticiones de nulidad presentadas por la mayoría de abogados defensores. La magistrada Samantha Romero ha anunciado que no pueden precisar cuánto tiempo tardarán en dictar esta resolución.

El resto de abogados siguen aportando documentos para utilizarlos como prueba en la vista oral.

Gaspar Oliver pide también que declaren los dos policías que han elaborado ocho informes sobre las presuntas ilegalidades cometidas durante la instrucción del caso, que son la base del procedimiento abierto en el TSJB contra Penalva, Subirán y el grupo de Blanqueo.

El abogado Gaspar Oliver, que representa a dos agentes de la Policía Local de Palma, aporta una batería de documentos. Esencialmente, con ellos pretende demostrar que las actuaciones de la Patrulla Verde que están bajo sospecha eran correctas y respondían a quejas de vecinos e infracciones cometidas.

Los abogados de Cursach y Sbert no aportan ninguna prueba nueva para el juicio.

Las acusaciones particulares han solicitado varias pruebas periciales para el juicio. La sala ha decretado un receso, tras el que empezarán a intervenir los abogados defensores.

También vuelve a solicitar que declaren Penalva y Subirán en el juicio. Los abogados defensores se oponen. "Sería esperpéntico", afirma el letrado de Cursach, Enrique Molina.

Una de las acusaciones particulares solicita que declare como testigo Antoni Bergas, expolicía y hombre de confianza de Cursach. Bergas fue exculpado el primer día del juicio, después de que la fiscalía y el resto de partes retirasen los cargos contra él.

La sala da ahora la palabra a las partes que propongan nuevas pruebas para el juicio.

Sigue la proyección de vídeos propuestos para las defensas. Ahora se visiona un fragmento del programa de Javier Cárdenas 'Hora Punta', de Televisión Española. En él, Cárdenas entrevistó a la abogada Teresa Buyes y el testigo protegido 29, ahora acusado de falso testimonio por mentir en sus declaraciones sobre las orgías con drogas y prostitutas en la discoteca Tito's, episodios que han sido apartados del juicio. El testigo aseguraba haber recibido tres palizas por sus declaraciones. Con esta prueba, las defensas pretenden expulsar a Buyes del juicio al considerar que no tiene legitimidad.

Sbert ha salido de la sala durante la proyección del vídeo de su declaración ante Penalva.

Las defensas consideran que esta comparecencia de Sbert en la fase de instrucción no es válida, al considerar que Penalva no era un juez imparcial ya en ese momento. Por ese motivo señalan que debe anularse todo el procedimiento por el que se celebra este juicio. Sbert sostenía que varios testigos eran "falsos". "Ustedes los creen ciegamente. No soy ningún delincuente, se lo juro por mis hijos", afirmaba.

Las imágenes de la declaración de Sbert, que tuvo lugar en noviembre de 2017, están siendo proyectadas ahora en la sala. En esta comparecencia, el director general del Grupo Cursach, que estaba en prisión preventiva, se quejaba ante el juez de que no tenía acceso a las pruebas y que no quería salir de la cárcel pese a la fianza fijada porque tenía "miedo". También le dijo a Penalva que estaba "contaminado" y pedía a su abogado que lo recusara porque se sentía "indefenso". "Soy un proscrito, soy un leproso. El apellido Sbert está muerto en esta isla", decía entre lágrimas.

Varios abogados de las defensas formulan protestas por la admisión de las declaraciones de los acusados en la fase de instrucción. La sala ha admitido también como prueba para considerar las cuestiones previas, el visionado del vídeo de la declaración ante el juez Penalva de Bartolomé Sbert.

El tribunal rechaza que declaren como testigos en el juicio el exjuez Penalva y el exfiscal Subirán. Considera que "de nada servirían" y que, además, podría "causarles grave perjuicio" en la causa que tienen abierta en el Tribunal Superior de Justicia.

La magistrada Samantha Romero anuncia que el tribunal admite las declaraciones de los acusados en la fase de instrucción aportadas por la fiscalía, aunque anuncia que si advierten "que se se vulneraron derechos", como sostienen las defensas, las apartarán. "Vamos a ser estrictos en ese análisis", afirma.

Ver más