Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

BOULEVARD

Boulevard | «Veremos a un camarero ganando seis mil euros al mes»

Nida, madre india del más prometedor tenista de 14 años: «Me las arreglé para que mi cesárea se efectuara un tres de junio, porque es la fecha de nacimiento de Rafael Nadal, mi ídolo»

Izyan Ahmad, el más prometedor tenista de 14 años.

Todavía resuenan los ecos de nuestro memorable titular de la semana pasada, donde dictaminábamos que un buen cocinero debía ganar más que un buen hotelero. Ante las críticas recibidas, reincidimos. A diferencia de los empresarios turísticos, llevo cuarenta años pateando hoteles mallorquines y hablando con sus cargos intermedios, clave de arco del tinglado. El mejor de ellos, el que más sabe de restauración hostelera, me reconoce la escasez de personal cualificado y me prescribe categórico que «veremos a un camarero ganando seis mil euros al mes». Mi experto de cabecera lo corrobora.

El problema es que «un camarero bueno gana hoy lo mismo que uno malo». Los hoteles «aceptamos al que llega, nos hemos convertido en una escuela de hostelería. Les enseñamos sobre la marcha a abrir la botella de vino, el lado por el que han de servir, a sonreír». Con este panorama, un profesional asentado se convierte en el rey de la creación, se desengancha de un colectivo donde la representatividad sindical es inferior de lo que presume el Govern, y pasa a ganar más que un directivo del mismo hotel. Por no hablar de la afectación de la cuenta de resultados. Debe ser la primera ocasión en que Mallorca da una buena noticia a sus profesionales de calidad, al fin valorados en su justa medida.

Estupor en el sector único por el alarmante retraso en la publicación en el Boletín Oficial de la Comunidad de la cacareada, cacofónica y cacológica Ley de Turismo. Se le exigió al perezoso Govern un texto refundido que incluyera las enmiendas, y no un menú self service por separado. Probablemente aparezca la semana próxima, con pánico entre los hoteleros ante la posibilidad de que la abogacía descubra alguna inconsistencia legal.

Hablando de injusticias, es clarividente que el microjuicio contra la mafia coincida en Palma con el macrojuicio donde se piden penas superiores de cárcel contra los doce jóvenes que arrojaron confetis y desplegaron la pancarta «Tourism kills Mallorca» (estas tres palabras se escriben a título meramente ilustrativo, que no piafen ni se encabriten los humoristas que investigan a los inocentes a las órdenes de los culpables). Y si espera que algún dirigente del Pacto de Progreso socialcomunista denuncie lo micro y lo macro, busque un cómodo asiento.

Izyan Ahmad, de catorce años, es el fenómeno de la Academia de Tenis neoyorquina de John McEnroe. La madre del joven prodigio, Nida, es natural de la India. Programó a su hijo para emular a un tenista mallorquín, hasta el punto de que ha declarado a Paris Match que «me las arreglé para que mi cesárea tuviera lugar un tres de junio, porque es el día del nacimiento de Rafael Nadal, mi ídolo». Calculó el embarazo, el parto y la formación, porque el bebé empezó a jugar a tenis y fútbol con dos años. Da miedo.

En la medicina de verdad, los cuatro Nobel del jurado de los Premios Rei Jaume I han distinguido al doctor Antonio de Lacy por «sus aportaciones en el tratamiento quirúrgico de los cánceres colorrectales». En la misma semana, el cirujano mallorquín decide dejar la jefatura de su servicio en el Hospital Clínic barcelonés. «Me ha costado mucho, son más de cuarenta años desde la primera vez que entré allí con 19». Ni hablar de retirarse, «lo dejo por un proyecto que me tiene como un niño con zapatos nuevos, pero que me absorbe y está relacionado con la innovación, la economía, las finanzas y la política». Ni hablar de cerrar el quirófano, «soy incapaz de dejar lo que más me divierte». Media docena de gigantes mallorquines dirigieron simultáneamente los departamentos más selectos de los mejores hospitales de España, aguardamos el relevo.

Sebastià Taltavull, el obispo más vacunado de España y de Mallorca, nació un 28 de enero como Arthur Rubinstein y cumple 75 años en 2023. Para garantizarse la continuidad en la diócesis tras esta barrera fatídica, la semana que viene se desvelará nervioso por agasajar al nuncio Bernardito Auza, esperamos que también felizmente vacunado.

Tras la separación de Gerard Piqué, adquiere relevancia la mansión de su excompañera Shakira en Miami. Su precio de quince millones de euros o su alquiler de 40 mil euros a la semana resultan triviales por comparación con Mallorca, pero por fuerza ha de fascinarnos que el rincón más privado de la cantante esté íntegramente recubierto por roba de llengües, según se demuestra en la foto de Douglas Ellimann Real Estate que hoy nos ilustra. La mejor promoción.

Reflexión dominical sucesoria: «También Franco se avergonzaba de su padre».

Compartir el artículo

stats