Medio centenar de enfermeros, pacientes, familiares y otros profesionales sanitarios participaron ayer en la jornada Calidad de vida y esclerosis múltiple, organizada por el Colegio Oficial de Enfermería (COIBA) para conectar comunidades y promover la calidad de vida de los pacientes.

La jornada se celebró en el Centro Sa Nostra y acogió la exposición de experiencias del personal que trabaja en Balears y en otras partes de España. El programa se ha planteado desde el abordaje multidisciplinar de la esclerosis y comenzó con la mesa redonda Enfermeras: acompañando a las personas con EM, en la que participaron varias enfermeras especialistas en esta patología y también se celebró el taller teórico-práctico Aprende a manejar la fatiga, a cargo de la enfermera del gabinete de Neuropediatría del Hospital Universitario Son Espases Noelia López Ramón y la paciente de EM Cristina Salar.