Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista

Reyes Maroto: «Cuanto más se prolongue la guerra mayor incertidumbre habrá para el verano»

La ministra de Industria, Comercio y Turismo expresa preocupación porque Alemania se verá «más impactada por la guerra», lo que genera desconfianza para viajar -«Es lo que tenemos que gestionar con las campañas de promoción y la comunicación con los turoperadores»

La ministra Reyes Maroto durante la entrevista ayer en el hotel Iberostar Selection Llaut Palma, en Platja de Palma. | MANU MIELNIEZUK

El ritmo de la ministra Reyes Maroto, ayer de visita en Mallorca, le llevó ayer a solicitar que les prepararan «un pícnic» a ella y a su equipo. Pasadas de largo las cuatro de la tarde no habían comido, después de visitar por la mañana las instalaciones de Camper, en Inca, para conocer sus iniciativas en materia de sostenibilidad y circularidad aplicadas al calzado, y empalmar con la inauguración de la planta de generación de hidrógeno verde de Lloseta, la primera en España. Poco antes de salir hacia el aeropuerto, la titular de Industria, Comercio y Turismo concedió esta entrevista. Se fue sin apenas probar bocado.

¿Es su primera visita a Mallorca sin reuniones con el sector hotelero?

Bueno, siempre que viene la ministra a Mallorca, aunque venga con una cartera distinta al final acabamos hablando de turismo. He podido hablar con Gloria [Fluxá, vicepresidenta y directora de Sostenibilidad de Iberostar] un ratito en la inauguración de la planta de hidrógeno. La sensación que tenemos todos, y el con el conseller Negueruela, es de cierta normalidad. De prudencia, porque el impacto del conflicto en el turismo se derivaría en su prolongación. Ahora mismo no vemos que el mercado español tenga un problema en cuanto a reservas y las expectativas que teníamos para 2022. Europa es un continente muy grande y nosotros estamos alejados. Además se ha trabajado en los últimos meses en generar confianza al turista, desde un punto de vista sanitario y con la celebración de Fitur, que nos dio, digamos, una cierta reputación, en cuanto a que España está abierta y es fácil viajar. Nos ha favorecido frente a la feria ITB de Berlín, que la semana pasada fue virtual.

Los mercados emisores europeos sí están cerca del conflicto, como el alemán, más conservador que el británico ante el peligro. Si se alarga la guerra, ¿afectará a la temporada?

Hay que tener en cuenta la necesidad que tenemos todos de viajar con cierta normalidad y dejar detrás la pandemia, y España es un destino habitual para los alemanes. Además con la pandemia el mensaje que hemos trasladado a Europa y al mundo ha sido muy positivo, con el alto porcentaje de vacunación. Lógicamente hay un elemento de preocupación. Alemania se va a ver más impactada que España por la guerra por sus relaciones comerciales, por ejemplo, por su alta dependencia energética de Rusia. Siempre que hay un miedo se genera desconfianza en decisiones como los viajes; eso es lo que tenemos que gestionar. Para ello están las campañas de promoción y la comunicación con los turoperadores para que compense viajar pese a la incertidumbre.

Hoy [por ayer] se cumplen dos años de la declaración del estado de alarma en España. Pasa desapercibido cuando Joe Biden advierte de que puede estallar la tercera guerra mundial si Putin ataca un país de la OTAN. ¿El Gobierno baraja ese escenario?

Biden dijo lo contrario, que hay que trabajar para impedirlo. Los aliados de la OTAN estamos trabajando en medidas coercitivas hacia Rusia y sobre todo hacia Putin. Se debate el cuarto paquete de sanciones. Queremos aislar económicamente a Rusia. Son muchas las empresas españolas y europeas que han decidido suspender sus operaciones y eso crea incertidumbre también en la población rusa. A pesar de estar desinformada tiene que pedir explicaciones de por qué no puede comprar en Zara o en Camper o por qué no van llegar productos como de cosmética, electrodomésticos o coches. Esa carestía va a generar al menos preguntas.

La contrapartida es que las empresas españolas también se ven afectadas por las sanciones a Rusia.

Bueno, todo tiene un efecto indirecto. España es de los países menos afectados, nuestra balanza comercial con Rusia es muy pequeña, menos de un 1 % de todos nuestros flujos comerciales. Donde sí vemos el impacto es en el incremento de los precios del gas y los carburantes, hay una huelga por ese motivo. Por eso estamos siendo muy sensibles. El presidente anunció la semana pasada que estamos trabajando en un plan nacional de respuesta a la guerra, abierto a los grupos políticos y los agentes sociales. Y este fin de semana en la Conferencia de Presidentes hizo un llamamiento al respecto y pidiendo a Europa que ante esta nueva crisis se den elementos de solidaridad como en la pandemia (compra centralizada de vacunas, fondos para contratar a médicos o profesores o para pagar los ERTE), además de los cambios regulatorios en el sistema eléctrico para que no sea el gas el que fija el precio. A España nos va a favorecer porque tenemos un 40 % de penetración de renovables, el precio marginal va a estar más bajo que ahora.

Su viaje a Mallorca ha coincidido con el de Alberto Núñez Feijóo. Dice que el Gobierno se está «forrando» por la subida de la luz y la gasolina porque el 50% del precio son impuestos».

En plan refranero español: consejos tengo y para mí no tengo. Cuando el PP tuvo que afrontar subidas en los precios de la energía y la crisis financiera, vimos un incremento del precio de la luz (IVA del 10 % al 21 %), nuevos impuestos (al sol, a la producción, el canon hidráulico...). No es nada creíble que pida bajada de impuestos, tiene que poner en valor las que ya hemos hecho. Es el menos indicado para darnos lecciones.

El señor Feijóo puede saber algo de Galicia, pero poco de las Illes Balears y está en campaña"

decoration

Cataluña será la segunda comunidad que va a reformar su ley de Turismo, mirando la de Balears. ¿Se deben extender sus líneas al resto de España?

Es una ley pionera, alineada con las reformas del Govern y con la preocupación del cambio climático —aquí todo tiene más intensidad— y un modelo turístico basado en la calidad y la sostenibilidad. Sobre limitar el crecimiento de las plazas hoteleras, en España tenemos un turismo muy asimétrico, hay territorios en la península donde nos faltan, como en la mal llamada España vaciada, y nos demandan utilizar el turismo como palanca. Las medidas de circularidad son muy adecuadas y las camas elevables para mejorar la calidad del empleo, vamos a apoyarlas con fondos europeos.

Para Feijóo la moratoria de nuevas plazas es «una broma» al sector tras dos años de crisis.

El señor Feijóo puede saber algo de Galicia, pero sabe muy poco de las Illes Balears y está en campaña. Cuando llegué al Gobierno estaba el fenómeno de la turismofobia. El sector ha sufrido mucho con la pandemia y ahora estamos en la recuperación. La pandemia no nos debe hacer olvidar la hoja de ruta de la calidad, que pasa también por definir el crecimiento alojativo y en Balears había un problema de congestión en determinados momentos, se veía claramente con los cruceristas y porque venimos a las islas en verano. Ese equilibrio con los residentes lo tenemos que preservar. Desde el Gobierno apoyamos la calidad con mayor gasto turístico y no por tener más plazas hoteleras va a mejorar el modelo. Hay que aprender de lo negativo y la congestión generaba rechazo en el residente. El señor Feijóo vive un modelo turístico muy distinto en Galicia al balear. Debería leer la hemeroteca para recordar que se nos hacía difícil gestionar el éxito, casi 84 millones de turistas internacionales en 2019.

"Apoyamos la calidad con mayor gasto turístico, no por tener más plazas mejora el modelo"

decoration

Ha promovido la suspensión de Rusia en la OMT y Turespaña no acude a su feria turística (MITT) que empieza hoy. ¿Confía en que tendremos un verano lo más normal posible?

El bloqueo con las sanciones para detener la guerra es el objetivo, y cuanto antes mejor. Es importante la unidad en el aislamiento a Rusia para que se siente a negociar y pare la invasión. Para el verano la incertidumbre nos preocupa, pero los datos ahora son de cierto optimismo: cuanto más se prolongue la guerra, más incertidumbre vamos a tener que gestionar. La confianza es fundamental para viajar. Para Semana Santa se prevé recuperar entre el 70-80 % del volumen y el gasto prepandemia. La pandemia ya se ha normalizado y en cuanto la guerra, dependerá de cuánto dure y cómo impacta en la confianza de viajar y en nuestros principales mercados emisores. El turista ruso ya no estaba viniendo a España porque no tenemos reconocida su vacuna. Nuestros principales mercados se pueden comportar como en un verano normal.

"Para Semana Santa se prevé recuperar hasta el 80 % del volumen y gasto prepandemia"

decoration

¿Cómo encaja, como vallisoletana, que el PP en Castilla y León siente en su gobierno a Vox?

Siento preocupación como castellanoleonesa pero desde luego como mujer por la pérdida que puede haber de derechos que hemos consolidado con mucho esfuerzo, sobre todo para las del medio rural, del que yo vengo. Y mucha frustración porque el PP es el único que ha abierto el gobierno a la ultraderecha. Hasta el PP europeo se ha visto sorprendido. Da miedo que puede pasar en Andalucía y que el PP se haya vendido a la ultraderecha.

Compartir el artículo

stats